martes, 21 de diciembre de 2010

¡ÁTAME!

La oposición y los medios de comunicación privados, en una suerte de deseo masoquista, han pedido a gritos al gobierno nacional ¡amordázame!, situación que me hizo recordar la trama de la película Átame (1990) de Pedro Almodóvar, donde se plantea una relación obsesiva entre sus personajes. Y la razón, pues es evidente, la necesidad de sentirse atados y tener razones objetivas para poder argumentar que en Venezuela no existe libertad de prensa.

Pareciese absurdo que alguien tomara como válido cuando a través de los medios de comunicación se dice: No hay libertad de expresión, el Gobierno Comunista del Presidente Chávez nos tiene una mordaza en la boca. Hasta el más despistado preguntará, ¿Cómo hablas con una mordaza en la boca y lo expresas ante medios de comunicación que han sido "amordazados" por el gobierno? Lo peor no es el argumento, sino que hay quienes aceptan tal falsedad como cierto: algo así como el ciego que jura haber visto al ladrón que salía de la joyería y su testimonio sea tomado como válido.

Me recuerda mucho a la cubana Yoanis Sánchez que aduce que en Cuba la persiguen sin dejar que acceda por Internet a las redes sociales para mostrar su verdad sobre el régimen cubano a través de twitter, publicando por ese medio diariamente, en un afán por hacerse de fama a expensas de mentiras, con la esperanza de algún día ser apresada por el gobiernos cubano y realmente restringirle el acceso a Internet. Me recuerda también a los asesinos apresados por su participación en la muerte de los manifestantes caídos durante los hechos del 11 y 12 de abril, que denuncia estar incomunicados a través del twitter...

Al menos, hay que cuidar los detalles cuando denuncia de este tipo se hacen. Lo que denotan es un deseo incontenible por ser privados de comunicación para hacerse de motivos y elevar con argumentos reales lo que hoy sostienen con pruebas de papel.

No he estado ni voy a estar a favor del cercenamiento de la libertad de prensa, y mucho menos de la prohibición del ejercicio del periodismo. Por ello critico férreamente el hecho de no poder estar en ruedas de prensa los medios privados, lo que por demás constituye una falla estratégica comunicacional enorme por parte del gobierno. Me opuse a los sensores que uso Carlos Andrés Pérez II a los medios impresos en 1992, me opuse al cierre de 48 horas aplicado a RCTV durante el gobierno de Caldera II, pero también me opongo al libertinaje de prensa y a la irresponsabilidad de los medios que cumplen el rol de difusores de la opinión.

Informar, es una actividad que roza los límites de la intervención social, en la medida en que se construyen matrices de opinión, y en una suerte de relación bidireccional entre el usuario o lector de medios y los propios medios se crean percepciones que matizan la realidad. Por lo importante de la función que cumplen, y por el riesgo de manejarlo de forma inadecuada, es fundamental que el Estado en su rol de creador de instituciones que orientan la vida social, diseñe, aplique y vele por el cumplimiento de un conjunto de reglas que garanticen el uso responsable de los medios de comunicación, donde la internet es parte de ellos.

Actualmente existen normas que regulan la materia comunicacional, como siempre ha existido en nuestra historia democrática contemporánea, pero al expandirse los medios de comunicación hacia otros espacios no contemplados por el avanzar de la tecnología, es importante que las instituciones se adapten a esta nueva realidad. ¿Quién duda de la eficacia comunicacional a través del internet? El último dato de CONATEL fue que en Venezuela existen 9.300.000 usuarios que acceden a internet, los cuales pueden hallar un sinfín de información, de la más variada y amplia temática. Sin embargo, el Estado venezolano no posee instrumentos jurídicos que regulen el uso de este servicio que día a día aumenta en usuarios. Y usted se preguntará ¿Por qué regularlo? Yo le respondería: observe los comentarios de las noticias y el tipo de noticias que publican www.noticias24.com y www.lapatilla.com y encontrará parte de las respuestas. No se trata de censurar este tipo de páginas, sino de hacer que la función de informar vía web se haga de una forma responsable. O al menos así yo lo entiendo de la propuesta de reforma a la cual accedí.

Quien haya tenido la oportunidad de revisarlas, han podido evidenciar la forma vulgar e indecorosa como las personas hacen comentarios de cualquier noticia, independiente del tipo que sea, expresándose de una manera reprochable moralmente, escudándose en falsos nombres o en nick's anónimos, despotricando en contra de la dignidad humana. Es una especie de red de comentarios donde quien desee sacar a relucir su más sórdido lado humano, y exponer en su máxima expresión las más vulgares miserias humanas, puede hacerlo sin menoscabo de la responsabilidad que ello acarrea. ¿Y frente a ello qué? ¿Quién se hace responsable de difundir y expresar mensajes ofensivos? Hasta el momento no he leído una crítica sensata sobre las modificaciones a la Ley Resorte. La rechazan o aprueban plenamente, no hay cabida a términos medios.

Pero a pesar de ello, opositores en una suerte de return de los argumentos rancios contra la Ley RESORTE antes de su promulgación en 2004, no han generado nuevas dinámicas para discutir los aspectos centrales de la Ley, así como los mecanismos a través del cual se elaboró. No con ello indico que la Ley no tiene elementos poco claros, o que el mecanismo de su elaboración diste de un ejercicio participativo, pero no por ello voy a utilizar un calificativo tan absurdo y propio de la idiotez opositora como lo es la mordaza. Todo, incluso las leyes tiene sus aspectos negativos y positivos, lo importante es balancear, discutir concienzudamente, y luego accionar.

Si en ella se protegen a los niños y adolescentes frente a mensajes ofensivos, pornográfico, violentos, ¿Dónde está los que otrora pedían con su eslogan "con mis hijos no te metas" defendiendo la protección que la ley hace hacia este sector vulnerable? Pero por otra parte, ¿Dónde están los que entienden que esto es así manifestando públicamente su apoyo a la Ley Resorte?

¿Dónde están los actores y actrices que ven en la Ley sus derechos reivindicados, cuando se estipula que los medios de comunicación radiales y televisivos deben transmitir un 50% de las novelas y radionovelas de producción nacional? ¿Y dónde están los actores y actrices defendiendo la Ley, encabezados por Joselo, Simón Pestana, Fernando Carrillo, Roberto Moll, Mimi Lazo, Rudy Rodríguez, y los que se han mostrado absolutamente adversos al gobierno pero que ven en la propuesta una reivindicación sensata a sus derechos? ¿Cuántos jóvenes talentosos han tenido que irse del país porque como actores no consiguen papeles, pues para las televisoras es más rentable comprar enlatados que producir con talento nacional.

Otra pregunta que me ronda, es si estos sectores fueron ampliamente consultados, y si esta propuesta surgió del seno de los "afectados" y "beneficiados" por la Ley. Este tipo de prácticas participativas permiten revestir los instrumentos legislativos de legitimidad, aspecto relegado curiosamente en una democracia con apellidos como participativa y protagónica. No critico en general la propuesta pero si su falta de socialización.


EN RÁFAGA

La Asamblea Nacional está aprovechando hasta los segundos, para avanzar en materia legislativa lo que no pudo hacer durante los 6 años en ejercicio, pues saben que a partir del 2011, este proceso de bloqueo legislativo mutuo y el extremo uso del parlamentarismo de micrófono, no va a permitir generar mayores iniciativas legislativas. Sin embargo, como siempre me dice mi madre, del apuro lo que queda es el cansancio y a veces lo errores… Esperemos que en este apuro quede solamente el cansancio, y no, como lo he venido analizando, una institucionalidad pública bastante distinta y cambiada en una semana.

Con la nueva Ley de regulación de los períodos constitucionales y legales de los Poderes Públicos Estadales y Municipales, a mi parecer está claro que no hay elecciones a concejales y juntas parroquiales, y de hacerlas sería para cubrir un período de dos años, contando que se realicen el año que viene, lo cual creo sería innecesario, luego de conocerse esta Ley, aprobada el día 15 de diciembre en primera discusión. Pero otro impacto de la Ley pudiese ser que el período constitucional de los electos el 5 de diciembre, en el cual se encuentra el Alcalde de Carrizal incurso, pudiese recortarse a dos años, siendo las elecciones en el 2012… A la expectativa con las disposiciones transitorias de la Ley.

Falleció el Dr. Rafael Fernández Heres el miércoles 15 de diciembre, hecho que lamento profundamente, pues se va un gran pensador del siglo XX, con una extendida y densa obra en materia de educación. Su legado queda entre nosotros, así como sus tantos aportes a la vida republicana de nuestro país. En vida, contribuyó decisivamente con mi formación profesional y espiritual, incluso puedo decir, que esta columna lleva el nombre de “por la calle del medio” gracias a ese consejo que en vida siempre me repetía: “el mayor logro de un ser humano dedicado a la política, es caminar por la calle del medio sin tener que bajar la mirada”. Él físicamente se fue de entre nosotros logrando caminar siempre por la calle del medio sin bajar la mirada, con su moral intacta, la que mantuvo siendo Ministro de Educación en el gobierno de Luis Herrera, Presidente de la Academia de la Historia, Rector de la Universidad José María Vargas, y Presidente del Consejo Directivo de la Universidad Nacional Abierta. Es un ejemplo a emular, y desde este espacio vaya mi reconocimiento por su dedicación inquebrantable a la investigación, a la docencia universitaria y a la gestión de políticas educativas. Adiós profe.

sábado, 11 de diciembre de 2010

¡CRÍTICA O MUERTE… TOLEREMOS!

Ya por segunda vez, he escuchado de boca del Presidente de la República, la instrucción dirigida hacia los medios estadales de comunicación, a que se abran a la crítica del pueblo. Una de las razones, es la necesidad de canalizar las propuestas y denuncias que las comunidades y sus habitantes quieren realizar sobre su realidad local. Sin embargo, creo que el Presidente debe dar una “instrucción de obligatorio cumplimiento y sancionada omisión o desobediencia” adicional, pero esta vez al partido: hay que TOLERAR LA CRÍTICA, y dejar la discriminación hacia quienes la realizan. Lamentablemente, es más fácil hacer que los medios del estado se abran al pueblo para difundir las denuncias y propuestas de sus comunidades, que el partido, en este caso el PSUV y sus militantes, toleren las mismas.

Sin embargo, creo que ese tipo de cambios y aperturas están lejos de poder decretarse u obligarse, pues por algún espacio vendrá la retaliación. Tarde o temprano. Y es que si tomamos el remozamiento de las 3R como parte de esta necesidad de abrirse a la expresión popular y al conocer de su boca sus expectativas, preocupaciones, propuestas y denuncias, va a depender de la voluntad política de asimilarlas como un estilo de gestión de lo público. Mucho ayudaría asumir una hidalga postura frente a las críticas: Revisar las críticas, Rectificar lo que sea necesario, y Reimpulsar lo rectificado de forma eficiente con una política comunicacional inteligente.

Es parte de la cultura política del venezolano, y creo que más allá de las fronteras de nuestro país, la intolerancia y la actitud discriminatoria hacia quienes se muestran irreverentes y críticos frente a las “vacas sagradas” o los “postulados sagrados”, y sobre todo cuando tales críticas se hacen públicas. Es muy conocida las formas de discriminar y excluir en política. Todo inicia por la sospecha de ya no “pertenecer” para luego a partir de la definición de la otredad, empezar a transitar dentro de un espiral de acciones descalificatorias, que van en la Venezuela actual, desde llamarte escuálidos hasta tratarte como tal.

Incluso, actualmente hay una nueva modalidad, propia de los grandes partidos de la cual el PSUV no escapa: los señalamientos y la actitud discriminatoria por “tendencias” o “facciones”, e incluso por posturas frente a los líderes (chavismo sin Chávez, los chavistas de derecha, los chavistas radicales, los chavistas duros, los más chavistas que Chávez). Una situación distinta sería tolerar las diferencias y profundizar el disenso abriendo los espacios para lograr los consensos.

En nuestro país, parte de las profundas divisiones que nos tienden a separar en el plano político, y que ha permeado otros sectores de la vida cotidiana, la construcción de las identidades políticas ha partido de lo que llamaremos usando un término sociológico: la dialéctica de la negación del otro. Soy y me identifico políticamente desde la negación de la otra(s) identidad(es) política(s). O sea, las identidades se construyen a partir de la negación de las otras. Y en esta coyuntura, se hace necesario reforzar y fortalecer a los nuestros, a tal punto que las divergencias no tienen cabida.

Este tipo de conductas, en medio de una guerra, suele ser muy útil, pues no acepta términos medios, ni guabineos. Pero no estamos en guerra. O al menos el enemigo ha cambiado y se ha colado entre las propias filas “patriotas”, pues los enemigos son hoy día los servidores públicos ineficientes, incompetentes, corruptos, incapaces, deshonestos, insensibles. Ya no son los escuálidos infiltrados, los adecos y su adequidad, sino son los que actualmente luego de 11 años de gobierno, siguen reproduciendo actitudes y aptitudes impropias de un servidor público que se hace llamar socialista, bolivariano y sobre todo chavista. Por algo el presidente reguló el uso de su nombre y su imagen, pues no es precisamente con éstos funcionarios que quiere identificarse.

Y uno de los principales aspectos a considerar para adelantar un cambio significativo en la gestión pública, es permitir y tolerar la crítica y el control social. Pues una cosa es decir que la crítica se permite, y otra es tolerarla, pues el venezolano es inteligente, y por demás astuto, por lo que si ser crítico amenaza su estabilidad política, social, económica o laboral, no tiene reparo en asumir posturas pendejas y cobardes. En otros términos: calla y se convierte en un cómplice silente.

Pero hay otros que salen al frente, y en una actitud iracunda no aguardan la cordura y se lanzan valientemente hacia la crítica y la denuncia, incluso no importando por qué medio o a través de qué lenguaje. Simplemente lo hacen. Y las reacciones, pues no se hacen esperar. Descalificaciones, levantamiento de sospechas sobre posibles intereses ocultos o tutelados por organismos externos o internos, traidor, antipatriota, y hasta adeco. Sale muy costoso esta empresa de ser crítico, pero valoro a quienes tenemos sobradas “voluntades” para afrontar las consecuencias con el sólo interés de buscar cambios en los modelos de gobierno y elevar los niveles de eficiencia, efectividad y eficacia, las tres “e” importadas de la gerencia privada, pero que son muy útiles a la hora de evaluar por resultados la gestión pública.

¿Es necesario y por demás positivo mantener cerradas las vías para legitimar las críticas y las denuncias? ¿Tiene que salir tan caro ser crítico? ¿Acaso de eso no se trata el Sistema Nacional de Planificación, de abrir canales en los diversos niveles políticos territoriales para la canalización de las expectativas transformadas en proyectos que provienen de las comunidades, y eso que tanto nos gusta decir pero que poco aceptamos su práctica como lo es la contraloría social? Trabajando con Diosdado Cabello en Miranda, se trató de avanzar en la construcción real de esos espacios de participación popular, como lo fueron los PRE-CEPLACOPP (Consejo Estadal de Planificación y Coordinación de Políticas Públicas) de la mano del Ing. José Vicente Rodríguez. Y en esos tiempos, recuerdo también la gestión del alcalde Argenis Loreto con lo que fue la planificación y el presupuesto participativo, y la experiencia de Freddy en Caracas con los GOL bajo la gestión de Frenzel Hernández, y por supuesto todo lo que sintetizó y propulsó Martha Harnecker en este sentido. Luego con Haiman como Ministro de Planificación y Desarrollo, se hicieron esfuerzos importantes para ponerle el acento a la necesidad de transformar la administración pública y a sus servidores desde la Fundación Escuela Venezolana de Planificación, pero con la llegada de Giordani, el viraje hacia un determinismo económico de la planificación relajó el interés hacia lo institucional.

¿Y qué tenían de común todas éstas experiencias? Justamente, que trataban de abrir los espacios institucionales para legitimar las críticas, denuncias y propuestas de las comunidades. Pero por diversos factores, fue perdiendo el impulso de la gestión participativa, a mi entender, la mejor y más eficiente estrategia para profundizar el ejercicio democrático de la ciudadanía política. Y creo que el momento donde justamente perdió más impulso, fue cuando se institucionalizó el poder popular, creando un ministerio para ello. Esto incluso, habría que revisarlo con más cuidado. Finalmente le hago un llamado a usted, Presidente Chávez. Por favor camarada, frente a la crítica hacia la gestión del gobierno y los servidores públicos, parafraseando al cantante español Joaquín Sabina, haga que “ser cobarde no valga la pena y ser valiente no salga tan caro”. Sin crítica no avanzamos en la construcción del socialismo bolivariano, y sin tolerancia no hay crítica posible. Sólo siendo tolerantes con la crítica podemos avanzar en la construcción del socialismo bolivariano. ¡Crítica o Muerte… Toleremos!

sábado, 4 de diciembre de 2010

PARA QUE MÁS NUNCA SUCEDA

Durante más de una semana, las lluvias han sido inclemente con nuestro país. Uno de los estados más azotados ha sido Miranda, donde al momento de escribir esta columna (01/12/10), se registraban 11 fallecidos y 5 desaparecidos. 3.279 viviendas fueron afectadas así como 75 escuelas. Han sido las lluvias más importante que han caído sobre el territorio nacional en los últimos 40 años, y su impacto negativo, supera en creces a los acontecimientos de 1999 y 2005. Afortunadamente el gobierno nacional, regional y local sin desmedro ni retardos, han atenido las zonas afectadas, de las cuales Barlovento resalta, por concentrarse mas del 90% de los damnificados, y cuyo territorio fue el mas devastado. La situación económica de Barlovento se tornará difícil el año que viene, pues para tener una idea de la magnitud del daño, 66.680 hectáreas de 255.646 cultivadas, fueron afectadas, lo que representa un 26% de lo cosechado perdido. De las 75 escuelas afectadas, 71 se encuentran en Barlovento, y de las 3.279 viviendas con daños, 2.686 también son de los habitantes de nuestra región, cuyos municipios conforman casi el 50% del territorio estadal. Aun el Instituto Nacional de Meteorología e Hidrología (INAMEH) mantiene la hipótesis de que se podrían seguir presentando lluvias, sin embargo esperemos que no sean tan constantes ni tan intensas. Pero lo que debería estar preocupándonos es el después. Y podemos al menos dividirlo en tres grandes grupos de preocupaciones. La primera, y fundamental son las personas, que son miles de familias que requieren de la comunión de todos los sectores, el público, el privado, y sobre todo el público no estatal: la sociedad que le tiende una mano a la sociedad. Es importante considerar que dentro de los afectados hay personas con necesidades especiales, niños, ancianos y personas enfermas, los cuales deben ser atendidos con cierta prioridad. Por otra parte las cosas, dentro de las cuales resaltan las viviendas, pues fueron familias que en muchos casos superan los clásicos 5 integrantes, y pues son muchos mas extensas, que se quedaron literalmente en la calle. La pregunta que es necesario hacerse es ¿Cómo puedo ayudar desde mi comunidad, mi sito de trabajo y mi familia? Siempre a esa pregunta habran miles de respuestas. Lo importante es ayudar en la medida de sus posibilidades. Finalmente, está la prevención, y sobre ello quisiera extenderme un poco más. No podemos seguir permitiendo por una parte, las construcciones en áreas de alto riesgo, dentro de las cuales están las que se encuentran a los márgenes de la carretera Panamericana. Era realmente impresionante ver como en el kilómetro 2, una casa colgaba en el vacío que daba hacia la vía que está en sentido hacia Los Teques. Y obviamente eso nos hace recordar las imágenes de la tormenta Bret en 1993, donde una de las zonas afectadas fue justamente las poblaciones que estaban en el margen de ésta vía principal. pero no son sólo las construcciones en las zonas vulnerables, sino detener las autorizaciones para nuevas construcciones en los Altos Mirandinos. ¿Cómo planificar una ciudad que está sobrepoblada? Es imposible que los servicios funcionen, las vías estén óptimas, y haya altos niveles de gobernabilidad en una ciudad que ha crecido de forma exponencial. En estos días un especialista en Carrizal comentaba que Los Teques ha aumentado 8 veces su población en 50 años. No podemos seguir rerproduciendo los patrones de concentración poblacional, y hay que diseñar un plan a largo plazo para desconcentrar el eje norte costero del país, donde nuestra capital de estado es parte de esa realidad. Por otra parte tenemos la necesidad de emprender una investigación in extensus de los diversos tipos de suelos que conforman el territorio mirandino, para determinar con exactitud un mapa de riesgos que incluya, las zonas que deben ser desalojadas por constituir un peligro para sus habitantes, asi como las medidas a tomar para evitar las inundaciones que afectan determinadas regiones del estado, que son altamente vulnerables frente a altas precipitaciones o deslizamientos de tierra. No se deben escatimar esfuerzos y recursos para ello, hay que tener en consideración que los plazos caprichosos de culminación sin conocer la dimensión del trabajo, pueden echar por la borda, la posibilidad de lograr resultados con alta calidad. Recordemos la historia de los Paises Bajos, que llevan esa denominación por encontrarse debajo del nivel del mar, y por ello han acumulado una experiencia formidable en esa materia, al igual que el caso italiano. seguir actuando de forma reactiva y no preventiva y proactiva, simplemente nos hace mantener buenos cuerpos de emergencia, que son necesarios, pero dejamos a un lado la conformación y el apoyo de centros y grupos de investigación que con su conocimiento pueden generar invalorables aportes, que quizás su impacto no se valore de inmediato, pero que al mediano y largo plazo será vital. La planificación debe incluir el concepto de transgeneración, y enteder que lo importante no siempre y solamente es lo urgente sino fundar las bases para un futuro mejor.

EN RÁFAGA
-El CNE determinó que se mantiene la fecha para que hoy se realicen las elecciones. O sea, mañana Carrizal tiene un nuevo alcalde, o el mismo de siempre. Depende de su voto y compromiso, abrir la posibilidad de construir un municipio de avanzada, que trascienda su condición de pueblo. Lamentablemente hasta que Carrizal no asuma el reto de apostar hacia un nuevo modelo de ciudad, desarrollada, con gobernantes poseedores de una visión de futuro, no enquistado y obcecado en mantenerse en el poder por el poder, nepotistas, al frente de una gestión estancada en el pasado, no vamos a avanzar hacia una Carrizal del nuevo siglo, y van a quedar en el mismo punto de hoy: Una hacienda gobernada por un capataz que cree firmemente que un municipio autónomo y regido por principios democráticos le pertenece a él y a su familia.

-Parece que el Gobernador-Candidato no conoce la Constitucion del Estado ni mucho menos el marco legal que rige las actuaciones de las gobernaciones en Venezuela, y tiene en su Consultoría Juridica a abogados especialistas en otras cosas, pero en derecho administrativo, constitucional, público no. Seguramente son muy buenos en derecho privado. Según la Ley de la Organización Nacional de Protección Civil y Administración de Desastres en su artículo 34 "el Presidente de la República, el Gobernador o el Alcalde en sus respectivas jurisdicciones declararán la existencia de un estado de alarma o de emergencia, y en el mismo acto la clasificará según su magnitud y efectos, y determinará las normas pertinentes, propias del régimen especial para situaciones de desastre." Igualmente, y de forma más preocupante, en la Constitucion del Estado Bolivariano de Miranda, dentro de las atribuciones del Gobernador está la de decretar estado de emergencia. Le dejo la tarea de buscar el artículo y el numeral. Así que su show mediático responde a otras razones... Y lo mas curioso es lo cínico de sus declaraciones instando al gobierno nacional a declarar emergencia aduciendo que no estaba usted facultado para hacerlo, con el propósito de "afectar" los recursos del gobierno nacional y atender a los miles de mirandinos afectados, sin tocar los recursos de la gobernación. Era más honesto y digno decir la verdad y no desconocer de forma descarada las leyes estadales y nacionales, siendo incluso usted abogado. Afortunadamente el ejecutivo nacional si demostró un despolitizado compromiso con los damnificados. Ciertamente Usted estuvo al frente... de las cámaras.

-Una pregunta matemática: ¿Cómo mete Usted 10 toneladas de alimentos en un camión 350, cuando su capacidad es de 3,50 toneladas? La respuesta la tiene Leopoldo López y el Gral Antonio Rivero, los cuales según su alboroto mediático les "confiscaron" un camión con 10 toneladas de alimentos y enseres que estaban siendo trasladado a los damnificados de Falcón. No respaldo ni respaldaré el abuso de autoridad, pero tampoco respaldo las acciones dirigidas a vulnerar las instituciones, y menos las mentiras mediáticas. Me extraña que Antonio Rivero quien estuviese hasta hace un año al frente de Protección Civil, desconociera que las ayudas se concentran en los centros de acopio para evitar riesgos, pues usted se imaginará si cada uno de nosotros quisiera hacer proselitismo politico y entregar de forma directa a cada damnificado su aporte en las zonas que estan en riesgo, en franco desconocimiento y violación de los procedimientos para canalizar la distribución de las ayudas. Y eso que no quieren politizar la acción social y política dirigida a atender a los afectados.

-Ahora Por la Calle del Medio está en radio. Puedes escucharlo de lunes a viernes desde las 8:00am hasta las 9:00am por La Cima 96.7FM y participar en nuestros programas.

lunes, 29 de noviembre de 2010

CLAVES PARA UNA GESTIÓN EFICIENTE (y III)

Luego de haber abordado el tema de la eficiencia en gestión pública y los elementos éticos del servidor público, donde la corrupción es el eje central, queremos cerrar estas reflexiones con el tema de la impunidad. Hay muchos otros elementos que coadyuvan como garantías de una buena gestión. Sin embargo, consideramos que partiendo del supuesto que las instituciones modelan las conductas de los servidores públicos y ellos a su vez las configuran, hay muchos otros elementos del ámbito institucional e individual que no estamos incorporando al análisis. Pero si, quizás sean los más relevantes, y así lo creemos.

Una de las grandes deficiencias de nuestro Estado –concepto que trasciende el de gobierno-, ha sido el bajo interés y preocupación por el desarrollo institucional. Y en esa lid, el tema de las instituciones encargadas del seguimiento, control y promoción (recompensa) sanción (castigo) de la conducta del funcionario público en ejercicio, no escapa. No es un asunto estrictamente de las instituciones privadas el tema de la promoción y estímulo de sus trabajadores, y lo competitivo que deben ser para captar los mejores talentos.

Nuestra administración pública en una suerte inversa, no posee los estímulos e incentivos suficientes para captar los mejores profesionales. Los sueldos y salarios son los más bajos de mercado laboral, por esa suerte de constituirse el Estado como gran empleador. Si revisamos el sistema de seguimiento y control, nos encontramos que nuestro aparato administrativo tiene profundas fallas y deficiencias en esa materia. De ser contrario lo que afirmo, lo que sucedió con Pdval, la situación del Metro de Caracas, el caos en la ciudad de Caracas, el puente que se desplomó en el Estado Bolívar, las ocupaciones ilegales en los bordes de la carretera Panamericana, entre otros, no hubiesen sucedido.

Y esto sucede por la combinación perversa de ineficiencia con corrupción, sumando la otra arista de la Impunidad. Si tengo la certeza de que puedo burlar el sistema judicial, o que si me atrapa puedo fugarme de los centros de reclusión, sería un riesgo calculado el acometer fechorías afectando los recursos públicos.

La ausencia de un sistema judicial sano es garantía de la corrupción, y ambos son causas indirectas de la ineficiencia en el ejercicio de la función pública. ¿Cómo es posible que nuestras contralorías no investiguen la procedencia de los capitales de funcionarios públicos de alto nivel? Las propiedades adquiridas luego o en la ocupación de cargos ya ni siquiera se cuidan en su estética. Se exhibe sin mayor menoscabo, pues hay ausencia de sanción. Y quizás sean los más notorios, pero si bajamos la mirada hacia funcionarios de menor rango, el asunto es similar.

Conozco de un caso, grosero por demás, de un funcionario del gobierno de Carrizal que se enriqueció con recursos públicos, y que es reconocido como tal de forma abierta por su entorno. Su fortuna la obtuvo de los guisos permanentes, producto de los proyectos del FIDES y la LAEE, los cuales al no existir mayores controles, pues simplemente los administró a sus anchas, haciendo un verdadero desfalco en esa materia. Amasa una fortuna que se traduce en un nivel de vida no propio de alguien que proviene de una vida muy austera. ¿Cómo es posible que no se hayan tomado medidas para averiguar la procedencia de esos bienes que adquirió y adquiere de forma abierta? ¿Qué pasa con su entorno, acaso nos acostumbramos a ver con naturalidad y a tolerar actos de corrupción, pues consideramos que robar es sinónimo de viveza?

Se impone la impunidad a tal punto que ya el Estado, no controla el uso legítimo de la violencia, pues en una suerte de deformación de la seguridad ciudadana, hoy día algunas policías nacionales, estadales y municipales, acogen como algo “normal” el hecho que se esté usando recursos del Estado para proteger de forma privada a comercios y a personas.

Un simple paseo por los Altos Mirandinos, haciendo una parada en San Antonio, puede servir para constatar esta realidad. Ya es normal que a la hora del cierre algunos negocios gocen del privilegio de tener una patrulla policial afuera para proteger de forma privada –pues priva a los demás del disfrute de un servicio público- a dueños y establecimiento que “colaboran” con funcionarios por su “eficiente labor”.

No es nuevo que en nuestro sistema judicial campee la impunidad, pues si nos remontamos a los tiempos de la 4ta, Carlos Andrés Pérez hubiese sido apresado por el caso de la Fragata en 1979, Lusinchi por el caso de la compra fraudulenta de los jeeps en 1987, Rómulo Betancourt y Raúl Leoni por asesinos y ser responsables de crímenes de lesa humanidad al eliminar y desaparecer físicamente a un sinnúmero de líderes de la izquierda venezolana, por nombrar a presidentes de nuestro país.

¿Quién sanciona? ¿Ya lo asumimos como algo normal? ¿Ya no es un escándalo? ¿O es que acaso la sanción responde a intereses meramente políticos, o sea que los órganos contralores y sancionadores en general son más un instrumento del gobierno que del Estado?

Mi llamado es a no seguir tomando como algo normal tales hechos que son irregulares, los cuales deterioran nuestras instituciones, no las de ahora sino que determinan el cómo serán en un mañana. Algunos tentados por los cantos de sirena –así es correctamente el dicho popular-, podrían afirmar que la solución es reducir el tamaño del Estado o incluso asumir de forma irreflexiva los modelos de gestión del sector privado. Ello, con la determinación de que el Estado “atienda lo que le es natural” y deje en manos de privados el resto de áreas que “no le son de su competencia”.

Pero la realidad evidencia que eso no es totalmente cierto. Primero, es falso que existan competencias exclusivas y no del Estado. Segundo, es falso que el único depositario de esas “otras” competencias deban ser administradas por manos privadas. Finlandia, España, Francia y Argentina, son tres ejemplos que pudiésemos considerar para evidenciar que el Estado puede administrar eficientemente sectores de política pública. Tercero, el que particulares administren servicios públicos esenciales para los ciudadanos, no son garantía del goce inclusivo de los mismos. En el caso de los ejemplos citados, el primero de ellos estuvo considerado como el país con el mayor nivel de calidad de vida en el mundo por muchos años, y en el caso de Francia y España, sus sistemas de salud pública son realmente envidiables. Argentina, es un ejemplo en nuestro continente de un modelo de educación superior pública eficiente.

Creo que el problema, insisto, está en la cultura política del ciudadano venezolano, el cual asume como normal que se lapiden los recursos que provienen fundamentalmente de eso que Juan Pablo Pérez Alfonso Pablo llamó el excremento del diablo: nuestro petróleo. Un cambio cultural no es sencillo ni se da de la noche a la mañana. Pero es posible, si se asume que el compromiso es social, y no sólo institucional.

lunes, 22 de noviembre de 2010

CLAVES PARA UNA GESTIÓN EFICIENTE (II)

Tal como lo adelantamos en la entrega anterior, vamos a continuar con un conjunto de reflexiones y proposiciones sobre el desempeño de la administración pública venezolana, y en esta oportunidad abordaremos un tema escabroso como lo es la corrupción. Lo primero que hay que tener en claro, es que al hablar de corrupción nos referimos a muchas dimensiones de la condición ética del ser social, por ello alertamos que trataremos exclusivamente el ámbito del ejercicio de la función pública. Nos vamos a limitar a reflexionar sobre la ética de aquel sujeto que ocupa funciones dentro de la Administración Pública, ya sea nacional, estadal, municipal e incluso, ahora comunal.

Este fenómeno que nace como parte del funcionamiento común de un sistema político, tanto como las bacterias o las células dañinas que todo sistema humano tiene, suele tener ciertos niveles de “tolerancia”, pues es ingenuamente idealista afirmar que es posible erradicarla en su totalidad, y es más real considerar que se puede disminuirla a expresiones que sitúen el tema de la “corrupción” por debajo de la línea del escándalo político, y sea potencialmente un conflicto.

Sin embargo, surge la interrogante de ¿Cuál es ese nivel de tolerancia? Y sobre todo ¿Quién establece y con qué criterios en qué punto la corrupción es un escándalo político? Nos tienta una primera aproximación de respuesta: los medios de comunicación, pues es justamente esa caja negra que transmite imágenes y sonidos –y próximamente olores-, las cajas más pequeñas que reproducen sonidos, y el papel impreso, desde donde se induce a sus videntes a construir la realidad, y sobre ella sus opiniones.

Quedémonos infelizmente con esa primera aproximación, aunque sabemos que hay otras dimensiones desde donde se construye la realidad social, pero quizás haya otras que en virtud de la complejidad de su explicación dejamos a un lado. Me refiero fundamentalmente a las redes sociales.

El tema de la corrupción dentro de la administración pública, y sobre todo nuestra administración, es actualmente un escándalo político. La corrupción se ha enquistado como un cáncer en la ética del funcionario público, y su práctica ha pasado de ser una regla más que una excepción. Y ningún nivel, institución, condición o cargo está exento, en todos se encuentran casos escandalosos.

Recuerdo por ejemplo, un hecho que me condujo a un fuerte cuestionamiento sobre mi propia condición de ciudadano. Me refiero al tema de las morgues, donde, afortunadamente no en todas, es sugerido por quienes en ellas laboran la posibilidad de agilizar los trámites propios de estos casos, a cambio de algún monto en metálico. Tiempo que termina siendo igual al establecido, pero que de no responder a su sugerida ayuda, pues simplemente son motivo de retardo procesal. Se trata de la finalización de un proceso muy doloroso como es el de darle sepultura -en algunos casos- a un ser querido, y que ni siquiera a este nivel, se apela a la sensibilidad humana, y las miserias asquerosas que dominan el lado bueno de los seres humanos, relucen irreductibles frente al llanto y el dolor.

Conozco de casos muy dolorosos como sociedad, donde nuestros cuerpos de seguridad ciudadana están lamentablemente involucrados, y que distrae su atención hacia el perverso deseo de poseer. Es conocido las "otras" pérdidas que un ciudadano que sufre un accidentes donde se compromete sus facultades de juicio -por ejemplo en accidentes de tránsito-, es objeto. Familiares, amigos, conocidos, luego de sufrir penosos accidentes viales, al recobrar sus facultades, se hayan sin sus pertenencias, pues en una suerte de hurto vulgar, funcionarios públicos deshonestos, que no poseen ningún principio moral o ético, se aprovechan de forma descarada.

Frente a ello, seguimos tan expuestos como ante un delincuente común. Afortunamente estas instituciones, cuentan con verdaderos servidores públicos, algunos que han dado o puesto en riesgo su vida en el cumplimiento de su loable labor: salvar vidas. Pero a veces las manzanas podridas impregnan con su olor putrefacto el dulce olor de lo sano, fresco y saludable. Aprovecho esta oportunidad para saludar a mi querido amigo Oliver Piñero, incansable bombero cuya moral y ética en el servicio público, es ejemplo para su institución.

Para nadie que habite en nuestro país o que quiera visitarlo, desconoce que la situación de inseguridad es preocupante. Sin embargo, las policías nacionales, estadales y municipales no escapan de hechos vinculados a la corrupción. Tenemos fresco aún el caso del director de policía municipal del Monarca de Carrizal, el cual haciendo uso de su condición, cometió sendos robos, en el cual uno de ellos afortunadamente fue capturado por cámaras de seguridad. A mal de colmos, recientemente se fugó de su sitio de reclusión, irónicamente la sede de la policía que dirigía. Pero poco dista de las espectaculares fugas de Pedro Carmona y Carlos Ortega. Ingenuamente podamos calificar este suceso como de estupidez o mala práctica policial.

Pero si alzamos un poco la mirada en el análisis, nos encontramos con casos más bochornosos. Por ejemplo, la contratación de empresas que por el simple hecho de pagar jugosas comisiones, son contratadas sin al menos garantizar el desarrollo de obras públicas o la prestación de servicios públicos. Cuántos de ustedes se preguntarán, ¿por qué si cierta vía pública se asfaltó, se deterioró tan rápido? Recordemos las famosas “manchas negras” que durante años estuvieron en el principio de la vía Caracas-La Guaira y en la Panamericana.

A nivel de trámites y permisología la situación no es distinta. ¿Cómo es posible que ciertos establecimientos de venta de productos alimenticios elaborados o servicios médicos, hayan obtenido permisos sanitarios o patentes para su funcionamiento? ¿Cuántos incluso han atentado o producido la muerte de personas por simplemente no tener garantizado niveles de asepsias o fitosanitarios mínimos? Incluso, muchos se preguntan luego, cómo es posible que fueron exentos de sanción.

Y si seguimos más arriba en nuestra mirada, nos encontramos con los grandes contratos. Me viene al recuerdo, los famosos vasos de leche escolar que afectaron a una gran parte de los niños de escuelas públicas en el gobierno de CAP I en la zona de Petare, o los famosos contenedores de alimentos de Pudreval. Afortunadamente el segundo de ellos generó una fuerte respuesta por parte del gobierno, mientras que sobre el primero nada se hizo.

Incluso, de bajarla un poco más, hacia las estructuras del poder comunal, el asunto se ha reproducido, como una especie de información genética que se transmite al momento de asumir la responsabilidad de manejar recursos públicos. Recuerdo mis tiempos de funcionario en la Gobernación del Estado Bolivariano de Miranda, cuando levantábamos el Plan de Ordenamiento Territorial. En esos trabajos de campo, tuve la oportunidad de conocer la realidad de algunos líderes de consejos comunales, los cuales se manifestaron agradecidos por los recursos que bajaban del gobierno nacional, pues con ellos habían podido comprar la nevera soñada durante mucho tiempo, remodelar las casas, e incluso adquirir un vehículo nuevo. Para conocer los detalles de tamaña triquiñuela, conocí a viva voz la forma de operar: Presentaba un proyecto a los organismos financistas (varios, afortunadamente) recibían los recursos, hacían un sancocho y rifaban celulares y tarjetas de teléfonos a algunos miembros de la comunidad, y el resto del dinero les quedaba a ellos para sus "cosas personales". El problema: la ausencia de fiscalización de los recursos, la impunidad y la falta de seguimiento a los objetivos de los proyectos presentados.

Pero pudiésemos continuar enumerando y ampliando el margen de acción de funcionarios y líderes comunitarios corruptos, algunos confesos, otros escudados en sus testaferros, a través de los cuales administran empresas y contratos. Pero creo más loable analizar qué ha hecho el Estado y los distintos gobiernos para tratar de disminuir este flagelo.

En primer lugar, creo que se ha avanzado en la creación de controles institucionales que garantizan la accountability o rendición de cuentas. Se han introducido controles importantes como los referéndums, o la rendición pública de cuentas, así como la creación de un Poder Ciudadano, la Ley contra la Corrupción, una Oficina Anticorrupción, una nueva Ley de la Función Pública, y la figura de la contraloría social.

Pero las instituciones no son suficientes, y nunca lo serán, pues definitivamente el asunto no se soluciona sólo con leyes ni normas, sino con una nueva ética del funcionario público. Y los asuntos de la ética no le competen exclusivamente al gobierno sino que es concurrente con la sociedad y su célula madre, la familia. Desde niños nos enseñan acompañados de nuestro a veces indeseable familiar, la tele, que somos en la medida que tenemos, y que sólo nuestra riqueza se concreta a través de las cosas, en un proceso de cosificación de la felicidad.

Decía Marx: mientras más me acerco al mundo de las cosas, más me alejo del mundo de los hombres. Y es que ese consumismo grosero al que estamos sometidos y bombardeados día a día, nos supedita al deseo a veces incontenible de querer tener más. Y es justo en ese planteamiento donde muchos males de la sociedad se explican. Parece absurdo, pero en muchas de las zonas populares un par de zapatos o un pantalón y una camisa, son el destino de la totalidad que un empleado percibe por concepto de su salario mensual. Y eso crea deseos de más, y muchos de ellos se satisfacen por otras vías, ilegales por cierto, donde la corrupción en los que pueden acometerla desde lo público (sin tomar en cuenta lo privado, donde no se eximen hechos asociados) es lo menos malo.

Por otra parte, necesitamos la determinación social de no aceptar la corrupción como un hecho normal, pues nos hace indiferentes. No podemos seguir reproduciendo irreflexivamente esta tolerancia hacia la corrupción, pues con nuestra actitud comprensiva y a veces anhelada por algunos, profundizamos un valor que debe ser extirpado de la sociedad. Con algunos de estos cambios, y seguramente con otros, las instituciones funcionarán mejor, pues creo que es donde efectivamente hay que buscar las respuestas. Pero es un proceso bidireccional, porque desde las instituciones también debe haber correspondencia hacia un cambio social de esta magnitud.

¿Cómo se incita al ciudadano a cursar una denuncia a un órgano policial, cuando la institución no escoge con inteligencia y prudencia a quienes cumplen esta función? Conozco un caso de un comercio donde se efectuó un robo y el que tomó la denuncia en el organismo policial, fue uno de los que con el rostro descubierto perpetró en el establecimiento para cometer la fechoría.

No creo que en Venezuela el gobierno y la sociedad esperen a llegar a escandalosos niveles de corrupción y descontrol social como en México, donde por cierto actualmente me encuentro atendiendo una invitación de la Universidad Autónoma de Puebla, país azotado ferozmente por niveles extraordinarios de descontrol gubernamental, donde la corrupción suplantó hace años la ética funcionarial. En otros términos, ser corrupto es ser funcionario público. En la próxima entrega seguiremos avanzando en estas necesarias reflexiones.

sábado, 30 de octubre de 2010

CLAVES PARA UNA GESTIÓN EFICIENTE (I)

Enmarcado en el deseo de contribuir con el mejoramiento de la capacidad de respuesta de la gestión pública venezolana, quiero entregar en tres partes, algunas contribuciones que considero vitales para una administración racional, eficiente, eficaz y efectiva de la cosa pública. Esta preocupación por compartir algunas claves que considero fundamentales para potenciar lo que el Presidente de la República de forma propositiva ha llamado las 3R2 y que los opositores al gobierno han denominado ineficiencia del gobierno para satisfacer las demandas sociales, forma parte de la hipótesis que el problema trasciende lo ideológico. En otros términos, no es un problema de la cuarta o la quinta república, sino que sus causas hay que buscarlas en la matriz sociopolítica venezolana.

Si lo anteriormente afirmado no fuese cierto, Chávez nunca habría significado un peligro para el sistema de partidos, y su figura de outsider no hubiese calado en las preferencias electorales del venezolano. Pero esos viejos y estos nuevos actores del gobierno han mantenido niveles muy modestos de capacidad de gestión, atenuada por la esperanza de lograr un cambio, y por los aciertos “parainstitucionales” que se han logrado en el actual período de gobierno que se extiende ya a 11 años.

Por otra parte, este interés también surge, por lo estimulante que ha resultado volver a los salones de mi antigua y actual escuela de Estudios Políticos y Administrativos de la UCV, ahora en el rol de docente, donde en una suerte de construcción colectiva del conocimiento, hemos disertado largamente sobre los problemas que aquejan a la gestión pública, y las estrategias para superarlos.

Inicialmente, podemos empezar nuestra primera entrega, considerando un factor que a mi parecer ha sido determinante en la obtención de logros estratégicos (de largo alcance) para un conjunto de instituciones claves en nuestro país: la falta de continuidad de la gestión. En otras palabras más cercanas, la alta rotación del personal en áreas estratégicas de la administración pública.

Un caso que se ha tomado desgraciadamente como una bandera de la ineficiencia del gobierno actual, ha sido el Metro de Caracas, cuyas dimensiones son mayores de las que se han argumentado hasta ahora. Cuantitativamente, podemos indicar que desde su creación en 1983 hasta 1999 el Metro sólo había conocido dos presidentes, mientras que en los 10 años sucesivos del gobierno del presidente Chávez, han ocupado el cargo 12 presidentes, algo así como uno por año.

Cualitativamente, pudiésemos indicar que la preparación para asumir el rol de presidente de la institución no ha sido justamente el criterio que ha prelado para ocuparlo. Pero si elevamos la vista hacia los ministerios, justamente el Ministerio de Obras Públicas/ Infraestructura/ Obras Públicas y Vivienda/ Transporte y Comunicaciones, ha tenido una suerte similar, pues en los años que va de gobierno hemos tenido 10 cambios ministeriales en el sector infraestructura (sin tomar en consideración las separaciones del sector Vivienda, con lo que se llegaría a 15).

¿Se puede mantener una línea de gestión con los cambios constantes de sus líderes? Ingenuamente, se pudiera argumentar que sí, pues forma parte de un mismo gobierno y se rige bajo las mismas líneas generales de gestión estratégica, pero quienes hemos tenido la oportunidad de vivir estas transiciones, tenemos suficientes pruebas para desechar por completo tal afirmación, pues cambiar a un presidente de una institución o ministro implica cambiar gran parte del tren ejecutivo, incluso en algunos casos el 100% de los mismos, así como los lineamientos estratégicos de la gestión. Por otra parte, es una práctica recurrente que cada equipo trae también a su tren de trabajo, en una suerte de efecto cascada hacia el resto de las áreas aguas abajo, por lo que los únicos que no corren con esa suerte son aquellos funcionarios de “carrera”, los cuales forman en su gran mayoría parte de los sectores operativos, no teniendo mucha capacidad de tomar decisiones.

Por otro lado, está la percepción de la duración en los cargos, en donde se asume como premisa de trabajo que “se ejecutarán aquellas acciones que den en tiempos cortos resultados efectistas”, pues “no sabemos cuánto tiempo vamos a durar en el cargo, por lo que debemos demostrar rápidamente resultados tangibles”. Obviamente, tal afirmación conlleva al abandono de los planes a largo plazo, de los proyectos que no dan resultados en lo inmediato, pero que al transcurrir el tiempo son indispensables.

También podemos aducir el tema de “lo que se ha venido haciendo” o “la gestiones pasadas”. Sobre el respecto, sólo para tomar un caso, podemos considerar al proyecto bus Caracas, iniciado por la Alcaldía del municipio Libertador, luego desarrollado por el MOPVI y actualmente por el MTC. El resultado: una estructura bizarra que quiso emular al transmilenium de Colombia o al similar en Ecuador que terminó siendo un obstáculo vial en lo que comprende la avenida Nueva Granada de Caracas.

Esta situación, si analizamos la cuarta, también imposibilitó concebir un proyecto a largo plazo, pues cada cinco años se tomaban orientaciones distintas, en una suerte de quinquenios de gestión. Sólo se pudiera encontrar cierta continuidad en la construcción de un proyecto colectivo, cuando CAP II y Caldera II desarrollaron reformas públicas entreguistas, bajo la egida del FMI y el BM, conocido como el Paquete Económico Neoliberal, el cual no se instaló con éxito y ocupa aún al actual gobierno el desmontaje de lo perversamente logrado. Pero la modificación del periodo presidencial y la posibilidad de reelecciones continuas no ha sido garantía para superar este problema. Si bien se avanzó en la posibilidad de dar continuidad a un modelo de desarrollo a largo plazo, los cambios sucesivos han imposibilitado aprovechar la oportunidad de darle continuidad a políticas de mayor aliento.

Obviamente, usted que es un lector perspicaz se preguntará sobre lo que implica esta corta permanencia de los líderes de las organizaciones públicas en la profundización de los niveles de corrupción, y sobre ello trataremos en una próxima entrega.

sábado, 16 de octubre de 2010

ELECCIONES EN CARRIZAL

El Consejo Nacional Electoral ha anunciado que este 5 de Diciembre de 2010, se realizarán las elecciones en 2 gobernaciones y 11 alcaldías, dentro de las cuales se encuentra Carrizal. Esta asincronía en las elecciones de este municipio mirandino se da, luego de haberse impugnado las elecciones de 2000 (megaelecciones), en la cual luego de ser electo Orlando Urdaneta, fue proclamado en el 2002 a José Luis Rodríguez como alcalde, y a partir de esa fecha corrió el período constitucional para su gobierno. Sin embargo, no es la primera vez que J.L. Rodríguez es electo alcalde, pues es de los alcaldes en Venezuela el que ha ejercido por mayor cantidad de tiempo este cargo (1989-1992, 1992-1995, 2002-2005, 2005-2010).
Es curioso, pero cuando la oposición reclamaba la “reelección indefinida” de los cargos públicos electos por el voto popular, no se acordó de José Luís, quien por cierto lleva más tiempo que Chávez en el poder, catorce (14) años, curioso dato. ¿Será que a nivel municipal no aplica lo del ventajismo oficialista, el uso de recursos públicos para costear la campaña, la necesidad de la alternancia y de renovar los que ocupan el poder pues el tiempo los envilece? Yo creo que lo del cargo de alcalde sobrepasa el concepto del mismo, y creo que el de monarca le ajusta más.
Monarca de Carrizal, donde el nepotismo no es cosa ajena, pues algunos familiares se han beneficiado –y se siguen beneficiando- de las mieles del poder, y de los recursos que desde él se maneja. Es curiosa, o más bien cínica la alharaca que se armó cuando supuestamente Chávez iba a nombrar a su hija como ministra… ¿Y José Luis no nombró a su hija como Directora de Desarrollo Social, que si lo trasladamos a nivel nacional no corresponde a un cargo de ministra? ¿Que dijo o dice la oposición de eso? Silencio cómplice.
Por cierto, muchos chistes se han hecho sobre la posibilidad de entregarle en un futuro la Presidencia Chávez a Rosinés, pero ¿Ha sido chiste los rumores de ser la primera dama o la hija de José Luis sus sucesoras como gobernantes de Carrizal? Como dice la canción, hay cosquillas que no dan risa…
Por otra parte, luego de 14 años, algunos datos interesantes surgen de su gestión. Sólo para tomar una muestra, analicemos algunos proyectos financiados con recursos del Fondo Intergubernamental para la Descentralización (FIDES), los cuales me han causado algo de suspicacia. ¿Cómo va el Sistema de Catastro Automatizado del Municipio Carrizal, donde se transfirieron 62 mil bolívares (62 millones de los viejos)? ¿Cuántos niños y niñas han sido educados en el cine móvil para lo cual el FIDES transfirió 162 mil bolívares (162 millones de los viejos)? ¿Cuáles equipos se compraron para la dotación de la sala técnica del Consejo Local de Planificación Publica del Municipio Carrizal del Estado Miranda, por los cuales se transfirieron 130 mil bolívares, tomando en consideración que fue en el 2004? ¿Con esos 130 mil que no se hubiese adquirido en ese año? ¿Cuántos jóvenes se han beneficiado de los equipos que se adquirieron para el Centro de Servicio Tecnológico de la Juventud del Municipio Carrizal, para lo cual se transfirieron casi 100 mil bolívares (100 millones de los viejos)? Preguntas que Usted debe hacerse, y exigir que expliquen qué se ha hecho con esos recursos, y quiénes son los responsables.
Sin embargo, a pesar de 14 años gobernando Carrizal, el único candidato chavista que ha ganado una elección en este municipio ha sido Hugo Chávez, y no una sino tres veces. En el 2005, ganó José Luis por 76 votos frente a Luis Aponte, tomando en consideración que el MPJ fue separado del resto de los partidos opositores, y fueron incontables los errores en la campaña electoral del MVR en ese tiempo, a parte de la conocida mezquindad que caracteriza a los líderes municipales del PSUV y lo malo que era el candidato, pues ciertamente para competir con un alcalde que tiene 14 años en ejercicio, y más de 30 años haciendo política en Carrizal, no se puede escoger cualquier candidato. Y se hizo, y con todo y eso se llegó bastante cerca. Veremos si la “Unidad” caracterizará a la oposición en las elecciones, que ciertamente en Carrizal es el oficialismo, pues creo que para estas elecciones, será la única garantía de permanecer gobernando.
Lo cierto es que para cualquier candidato con sólo dos meses previos a la elección para articularse en torno a una campaña, es cuesta arriba –y eso que el CNE es chavista y diseña elecciones a la medida de los interés del PSUV, tamaña falacia- , pues al menos por el PSUV no se ha escogido quien se medirá en la contienda, aunque se conoce entre quienes está la decisión. Estaremos a la expectativa.


EN RÁFAGA

¿Para cuándo?
El CNE anunció las elecciones a Alcalde, y aún no se decide con respecto a las elecciones de concejales y miembros de juntas parroquiales, a los cuales se les venció también el período constitucional…

El minero 34
Si algo se rescató de la mina de San José en el desierto de Atacama fue la popularidad del gobierno de Piñera, en Chile le dicen el minero 34. Valoro el rescate de esos 33 mineros víctima de la falta de seguridad industrial en la que laboran los mineros no solo en Chile sino en América Latina entera, pero considero una exageración el reality show que se montó, donde hasta casos de infidelidad hubo reflejado en los medios de comunicación, así como las excesivas apariciones y discursos de Piñera. Todo suma y ayuda en política…

Exceso de Sordera
Fue bochornoso ver a la rectora Arocha negarse a entrar al Ministerio de Educación Superior y ni siquiera tener el famoso “documento” que querían entregar al Ministro Ramírez, para luego declarar ante los medios de comunicación que no le habían permitido entrar al MES ni entregar el documento. La razón: Las autoridades universitarias consideraban que el ministro debía recibir el documento y entablar la conversación con las autoridades en medio de la multitud. ¿Cuál era el real objetivo entonces, entregar el documento y conversar sobre las posibles soluciones, o había otros objetivos ocultos? Que doloroso ver como las autoridades en medio de un diálogo sordo con el MEU, y el MEU en un esquema de negociación suma cero, atentan en contra de las Universidades públicas.

viernes, 1 de octubre de 2010

¿PORQUÉ NO CORRESPONDEN N° DE VOTOS CON DIPUTADOS ELECTOS DE OPOSICIÓN?

Esta pregunta quizás ha sido la más planteada y la que ha contado con la mayor cantidad de respuestas, muchas de ellas poco claras. Ello es el tema a abordar en estas líneas, tratar de explicar esta diferencia. Algunos analistas cercanos a la oposición así como muchos de sus voceros, han usado esta supuesta disparidad entre votos para intentar mostrar al gobierno como tramposo y artífice de una ley electoral que solo los favorece a ellos. Por otra parte han aducido que numéricamente es injusto que la cantidad de votos obtenidos por la oposición “a nivel nacional” no corresponda con el número de diputados electos por la oposición. Y finalmente, han intentado de dejar en claro que la ley debe ser cambiada.
Debo iniciar mis reflexiones afirmando que considero el sistema electoral como un elemento fundamental para garantizar la pluralidad y participación en las democracias modernas. Cuando asistimos a votar, tuvimos la oportunidad de elegir a diversos cargos con formulas electorales distintas. La primera de ella, y donde se concentra las mayores disparidades, fue la elección uninominal de candidatos por circunscripciones. En ellas, se proclamó vencedor aquel diputado que obtuvo la mayoría de los votos. Por otra parte, ya a nivel de los estados, elegimos un numero de diputados por “lista”, los cuales no todos, a pesar de haber votado por todos en lo que en ella estaban, fueron proclamados como diputados. Por el contrario los votos lista “se repartieron” entre las distintas opciones políticas que se presentaron a la elección del pasado 26 de septiembre.
Esa repartición se hace aplicando un coeficiente electoral conocido como D´Hont, ampliamente usado desde hace más de 30 años en Venezuela, y que le hace honor a su creador. En este método, se reparten los cargos entre quienes sacaron más y menos votos, garantizando la representación de los partidos y movimientos con fines políticos minoritarios. En esta oportunidad, debido a la alta concentración de partidos en lo que se conoció como Mesa de la Unidad, no se puede hablar de minorías, pues todos los partidos que frente al PSUV son minorías se unieron para ir a las elecciones. Solo pocos de ellos participaron separados. Por otra parte, elegimos de manera “nacional” a un conjunto de diputados al Parlamento Latinoamericano, dentro de lo que se cuenta la representación indígena. Nacional, pues todos los ciudadanos, incluso aquellos que ejercieron su voto en otros países, elegimos a los 12 Diputados.
Ahora analicemos los resultados obtenidos en estas elecciones. A nivel de las circunscripciones, sólo podemos analizar los resultados dentro de las 87 que se constituyeron en estas elecciones, donde el PSUV obtuvo el triunfo en 56 de las 87, obteniendo 71 diputados, de los 110 que se iban a elegir por circunscripciones, mientras que la MUD obtuvo 38 y el PPT 1. Ahora, a nivel de la lista, que recordemos es por estado, la MUD obtuvo 26, el PSUV-PCV 25 y el PPT 1. Por parte de los diputados que representan a las comunidades indígenas, dos quedaron electos por el apoyo del PSUV y 1 por el apoyo de la MUD. Los totales fueron los siguientes: 98 diputados del PSUV, 65 de la MUD y dos del PPT.
Efectivamente, como argumenta la oposición, si la ley electoral anterior estuviese vigente, otros resultados fuesen los obtenidos. Ya algunos analistas como Eugenio Martínez del diario El Universal lo ha demostrado así (Diario El Universal, 28/09/10). Pero bajo esa ley se disputaron estas elecciones y si bien a nivel nacional el PSUV resultó favorecido, a nivel regional, específicamente en los Estados Zulia y Anzoátegui, le favoreció a la oposición, pues en el primero de los casos el PSUV obtuvo 45% de los votos y 3 disputados, mientras que la MUD obtuvo el 55% y obtuvo 12 diputados. En el segundo caso fue similar, pero la relación fue de 1 diputado para el PSUV y 7 para la MUD. La diferencia fue notoriamente superior. Si bien la ley debe ser evaluada, los que decidieron participar en las elecciones bajo las mismas reglas de juego, deben aceptar también los resultados, sin luego cuestionar las reglas. Obvio, si las reglas fuesen las de antes, en el fútbol no se definieran finales con penaltis ni hubiera la posición adelantada, pero son las reglas y se cumplen por quienes deciden participar en el juego, y fundamentalmente en el electoral.
Por ello, no es necesariamente vinculante el número de votos con el de el número de diputados, si el análisis es nacional. ¿Por qué? pues las circunscripciones no tienen la misma población, y justo en aquellas donde tienen más electores, es donde el PSUV obtuvo minoría electoral. Estas poblaciones se ubican en la región norte costera, donde por el patrón de poblamiento que ha caracterizado los asentamientos humanos en Venezuela, hay una alta concentración de habitantes, por ende de población electoral. Mientras que en en el resto de los Estados, el apoyo es mayoritario, y poseen menos población electoral. A pesar de ello, la distribución de las circunscripciones y el número de diputados a elegir por lista, permitió que con menos cantidad de votos, un número importante de diputados fuesen electos, pues el triunfo en una circunscripción se obtiene por mayoría de votos.
Sin embargo, ello no implica que el sistema electoral este absolutamente pervertido. Creo que a pesar de existir Estados con menos cantidad de población, no por ello deben tener menos posibilidades de tener mayor cantidad de representantes en la Asamblea Nacional, pues ahí es donde es necesario que haya una mayor atención de las instituciones públicas (por cierto que los resultados obtenidos en estos estados, demuestra que ha sido así) así como una mayor participación y voz en una instancia tan importante para las democracias como lo son los parlamentos. Por ello, es fundamental que no solo la variable poblacional sea la tomada en consideración para diseñar sistemas y procesos electorales.
Veamos el resultado a nivel del Parlatino, y constatemos que la proporcionalidad es absolutamente distinta. El PSUV obtuvo 5.268.939 votos (46,71%), la MUD 5.077.043 votos (45,01%), el PPT 317.888 votos (2,81%), y los otros partidos minoritarios –no por ello de oposición o favorables al PSUV, habría para determinarlo con la opinión de cada uno de ellos- un total de 613.893 votos (5,36%). Los diputados electos fueron distribuidos de la siguiente manera: 5 MUD, 6 PSUV y 1 CONIVE, que considerando que el CONIVE es una agrupación simpatizante con el PSUV y aparte de ello le dieron su respaldo electoral, se suma el diputado indígena a los obtenidos por el PSUV, o sea 7. Estos resultados, fueron absolutamente proporcionales con la cantidad de votos, pero eliminó la posibilidad de votar por nombre y apellido por los candidatos, pues lo que elegimos fue una lista, y los electos no fueron todos los de lista que contó con la mayoría de los votos, sino que se distribuyó usando el mismo método D´Hont, mencionado anteriormente.
Ahora bien, luego de ver estos resultados, podemos comentar lo siguiente:
1. ¿Si la ley anterior le daba mayor seguridad a la oposición, porqué se retiró del proceso electoral de 2005, donde con esta ley se elegirían los diputados a la Asamblea Nacional?
2. ¿Por qué la oposición suma los votos obtenidos por los partidos minoritarios a sus votos para mostrarse al país como si obtuviese una mayoría, cuando realmente no la tiene?
3. ¿Por qué cuestionan la Ley actual y celebran como una “victoria contundente” los resultados obtenidos en Zulia y Anzoátegui, cuando esa mayoría no es tal, sino que se vieron beneficiados con la misma Ley que ahora critican, pues no les favoreció en el resto de los Estados?
Estas preguntas, espero que los ayude a encontrar respuestas felices. Y estimar que esta realidad puede significar que las elecciones presidenciales van a ser ahora ganadas por la oposición es realmente una falsa percepción propia de análisis ingenuos. Recordemos que hay un grupo importante de electores flotantes, que pudiesen encontrarse en ese sector de no alineados, los cuales dependiendo del tipo de votación, el desempeño de las instituciones, lo que se “juega” en las elecciones, y el impacto de las campañas electorales, vota a favor o en contra del PSUV o de los partidos de oposición. Y eso quedo demostrado en el 2007 y el 2009, pues mientras que en el 2007 la reforma constitucional fue desaprobada con una diferencia de 1,41 puntos porcentuales, en las elecciones de la enmienda constitucional de 2009 se aprobó con 10 puntos a favor. Quedan varias elecciones importantes a definir antes del 2012, y resultados por conocer. Todo puede cambiar a favor o en contra de uno sector u otro, y ello va a depender de múltiples variables. Estemos atentos a los hechos.

lunes, 20 de septiembre de 2010

Te odio tanto que me alegra tu muerte!

POR LA CALLE DEL MEDIO
19/09/2010

Lo sucedido en torno a Franklin Brito, Luis Ceballos, Luis Guillermo García Ponce y William Lara, son peligrosos indicadores de una sociedad que se desintegra en dos bloques, motivado aparentemente por lo político. Ricardo Sucre, hace 12 años (1998), publicó un libro titulado “la amenaza social y el autoritarismo en Venezuela”, en donde hace alusión a la ruptura social en Venezuela, cuyo origen lo remonta a los hechos del “caracazo”, donde se produjo una confrontación entre clases o grupos sociales que se caracterizaban entre ricos y pobres.

Es bien sabido que el discurso previo y posterior a la victoria del presidente Chávez, se apalancó en esta confrontación interclases sociales, en donde Chávez se erigió como el gobernante de los pobres. Gran parte de las políticas públicas y recursos discursivos se dirigieron hacia la inclusión social, causada por el favorecimiento que las grupos oligárquicos (grupos que poseen recursos políticos y económicos) en Venezuela, así como la reducción de políticas sociales orientadas hacia el beneficio de los más pobres, producto de las asesinas medidas neoliberales iniciadas en su aplicación por Lusinchi, y profundizada en los segundos gobiernos de Pérez y Caldera. Por parte de la oposición, se construyó un discurso que confrontaba con el del presidente, a través de la creación de un imaginario colectivo en donde el gobierno atentaba contra la propiedad privada, desposeyendo de beneficios a los emprendedores individuales, premiando a los flojos, pobres, parásitos de las clases con menos recursos. Ésta situación produjo una fuerte confrontación que acentuó esas diferencias descritas por Sucre en su libro, en donde el pobre era visto como mono, choro, malandro, los cuales iban en contra de lo que con tu trabajo te habías ganado, para desposeerte a la mejor usanza del viejo oeste, a punta de pistola y montado en una moto; mientras que los de clase media o alta, ricachones, oligarcas, eran visto como los vivos históricos que se apropiaron de lo que era de todos, y se beneficiaron de los recursos de un Estado que solo favorecía a las clases medias y altas.

Políticamente trajo beneficios, pues se construyeron discursos integradores y se caracterizó social, cultural y políticamente a quienes eran de “cada bando”, pero generó una profunda brecha social que actualmente nos hace una sociedad frágil y con niveles de violencia política latentes, que se expresa en el verbo de forma criminal e inhumana. Recuerdo como en el twitter se expresaban los “chavistas” de la muerte de Franklin Brito, como una muerte de alguien que decidió morir, catalogándolo como un vil canalla que pretendió hacerse de los recursos de los medios de comunicación para reivindicar una picardía, pues lo que exigía no era justo ni legal; mientras que los “opositores” consideraban este acto como heroico y bandera de la defensa de la propiedad privada y las fechorías que el Estado le ha hecho a los venezolanos de quitarte lo que es tuyo. ¿Quién tiene la verdad, que es cierto? Para los chavistas sus argumentos son ciertos, son la verdad, mientras que para los que no lo son sus argumentos también son la verdad. Definitivamente, la verdad es solo aquello que queremos creer, y quizás por ello existe la fe. Más preocupante y repugnante fue lo que sucedió en torno a William Lara, Luis Ceballos y García Ponce. Si bien se puede entender que existen diferencias políticas irreconciliables entre tendencias partidistas, no se puede aupar, ni entender que se haga sátira, burla, motivo de celebración, el hecho de que una persona fallezca por motivos naturales o trágicos. Leí a personajes públicos con un grupo importante de seguidores (personas que pueden ver lo que escribe), referirse en tono de chanzas a lo sucedido. Y claro, si nos remontamos unas semanas atrás, con la muerte de Tascón, fue incluso más ofensivo aún los comentarios y “cadenas” en las redes sociales despotricando la vida y celebrando la muerte de Luis Tascón.

Por más que las diferencias sean profundas y acentuadas, la lucha por el poder no debe obnubilar nuestra condición de humanos, de seres sociales, pues en ese momento empiezan a construirse las identidades asesinas a partir de eso que llaman los sociólogos la dialéctica de la negación del otro: “soy en la medida en que me diferencio de lo que no soy, y lo que no soy no debe existir, y carece de humanidad”. Y ello enmarcado en lo más reciente, pues si nos vamos a lo que no es coyuntura, sino a los “deseos estructurales”, muchos son los opositores que desean con fervor y fe, la muerte de Chávez, y algunos de sus personeros más cercanos.

Para desandar el camino de la violencia, mucho pueden hacer aquellos que gobiernan o pretender gobernar. Sembrar el odio no se trata de un medio para obtener un fin político, sino de un acto criminal, pues sus acciones y palabras son un eco que se siembra en los imaginarios políticos. Sancionar a quienes lo promueven, como se ha anunciado, es un acto desequilibrado, pues también desde las estructuras del poder se realiza impunemente. Pero también es una labor social, pues debe partir desde la célula de la sociedad, la familia, donde sin caer en el plano de la despolitización y la asunción de posturas indiferentes frente a la política, se debe inculcar el valor del respeto humano, los derechos que como seres vivos tenemos. Manos a la obra.

lunes, 6 de septiembre de 2010

Descentralización e inseguridad

POR LA CALLE DEL MEDIO
05/09/2010
http://www.diariolaregion.net/seccion.asp?pid=29&sid=1567¬id=97410&fecha=09/05/2010

Desde que en los años 80, la Comisión Presidencial para la Reforma (Copre), profundiza el debate intelectual sobre la necesidad de desconcentrar y descentralizar las funciones del Estado, el tema sobre lo sui generis de la descentralización político-territorial presente en la Constitución del 61 es retomado con vigor. Importantes estudios y reflexiones se dieron a conocer, y foros, grupos de investigación, espacios para el debate fueron surgiendo con la inquietante propuesta de desarrollar la descentralización. Sin embargo, la tendencia a desmontar las grandes y numerosas responsabilidades en los ejecutivos nacionales, obedecía a recomendaciones que venían importadas principalmente desde las academias norteamericanas, y su mayor motivación, era asemejar los sistemas democráticos latinoamericanos al de los Estados Unidos, una forma distinta y moderna de coloniaje, claro, acompañado de las “necesarias reformas” en materia económica. Es conocido en papel que jugó la comisión trilateral compuesta por Michael Crozier, Samuel Huntington y Joji Watanuki, el segundo de ellos por cierto uno de los intelectuales que justificaron académicamente la intervención grosera de los Estados Unidos en los países Árabes.Esta comisión, trató aspectos relevantes para el futuro de las democracias, llegando a una de sus conclusiones, que el estado no tenía la capacidad de satisfacer las demandas sociales, por lo que era importante desconcentrarlo, transfiriendo sus competencias hacia el sector privado y otras formas de organización del sistema político, principalmente de los Estados Unidos, Japón y Francia, pero que luego fue presentado como la fundamentación para el pensamiento neoliberal que se reimpulsó desde la década de los 70 hasta nuestros días. Bajo este precepto, países como Bolivia, Venezuela, Colombia, iniciaron procesos de reforma de los sistemas políticos, introduciendo cambios en la organización de las formas de gobierno, pero bajo la premisa de tomar a los Estados y Municipios (en el caso venezolano) como figuras ajenas al Estado y a su control, y mal entendiendo la autonomía con una pseudoindependencia –forma distinta pero muy similar en la dinámica de la privatización- frente a la posibilidad de consolidar la idea de nación y soberanía nacional. Considero que la descentralización político territorial se dio más como salida a las presiones que sobre el gobierno ejercía una sociedad agotada del impacto económico y social del paquetazo neoliberal de CAP II, que como respuesta a las demandas de grupos de presión para hacer realidad lo consagrado en la Constitución del 61 sobre lo de Estado Federal, pero solo lo comento, pues esto es harina de otro costal. En este proceso de transferencia, vino dado la creación de las policías administrativas, propias de los municipios, y las policías estadales. Claro, esto generó una mayor presencia policial, no hay duda, pero también degeneró en una gran descoordinación policial, pues a pesar que en el Ministerio del Interior existía –y aún existe en el actual MPPIJ- una dirección general de coordinación policial, el desorden entre policías, y las ansias propias de querer erigirse como autónomas que se confunden con “absolutamente independiente”, creó lo que en otras oportunidades he considerado como una relación de príncipes con monarcas, propias de nuestro siglo XV. Esta situación era grave, pero se complica a niveles escandalosos cuando le agregamos el componente político ideológico. No voy a extenderme en argumentar que en Venezuela existe una notoria división política producto de los conflictos irresolubles aún entre gobierno y oposición, pero ello ha redundado en un obstáculo difícil de franquear para planificar de forma conjunta políticas tan necesarias en nuestro país como lo es en materia de seguridad. Con una inseguridad que aún, a pesar de los logros del actual gobierno en su disminución, mantiene situado a la sociedad venezolana, es cruel y criminal que los gobernantes de distintas toldas políticas por no comulgar en las mismas iglesias de las ideologías políticas, no puedan llegar a acuerdos mínimos de coordinación. Y ello sin tomar en consideración al perverso uso de las policías para atentar en contra de la propia democracia, me refiero a los dantescos sucesos del 11 de abril de 2002. En ese escenario, es perentorio apelar a la imposición por parte del gobierno nacional de políticas en materia de seguridad, pues un problema que lamentablemente se politiza y cuyas consecuencias se cuentan en número de muertos y NO EN NÚMERO DE VOTOS, se convierte en un asunto de Estado. Pero esta imposición debe partir de la conciliación con los gobernantes en ejercicio en un dialogo franco y constructivo que tenga como objetivo lograr acordar acciones conjuntas, para evitar que el conflicto se aumente en un espiral perverso de violencia. Los escenario se han abiertos, pero algunos gobernadores y alcaldes miopes no han atendido y entendido el llamado. La solución creo que no pasa por transferir competencias de seguridad a quien no le compete, ni mucho menos retroceder en materia de descentralización. Creo que la solución pasa por “imponer” –pues lamentablemente de forma voluntaria las diferencias políticas impiden cualquier intento cordial de coordinar acciones- espacios para la coordinación, ejecución, seguimiento y control de políticas de seguridad, no transitorios ni temporales, sino permanentes e institucionales. El DIBISE es una alternativa temporal, la Policía Nacional sin temores ni planteamientos tímidos y a medio pelo, es una solución. Siempre y cuando se partan de criterios técnicos- políticos y no exclusivamente ideológicos y partidistas.

lunes, 30 de agosto de 2010

PA´ QUE COJA MÍNIMO!

Arrancó la campaña electoral formalmente, y las calles lucen ya las vistosas vallas, pendones, banderas, alusivas a los diversos candidatos que se están postulando como diputados la Asamblea Nacional, la cual en su nuevo ejercicio legislativo integrará en su seno a un conjunto de nuevos y posibles viejos actores, responsables de legislar a nivel nacional. En este artículo quisiera analizar las diversas orientaciones de los procesos electorales de cada sector, partiendo por aceptar la profunda polarización política entre gobierno y oposición, dejando a un lado la posibilidad de analizar posturas intermedias o de “centro”.

En cuanto a la selección de candidatos, fue ampliamente analizado las diferencias entre los procesos del PSUV y la M¿UD? (los signos de interrogación los uso pues cuestiono su vocación democrática y unitaria), los cuales fundamentalmente se diferenciaron por haber por parte del PUSV, seleccionado todos sus 110 candidatos por la base (100%), mientras que la M¿UD? escogió solo el 22% por la base, el resto se eligió “por consenso” de los “líderes” de la “oposición”. Eso obviamente, levantó las voces de algunos dirigentes de oposición los cuales plantearon que se escogiera el 100%, donde la respuesta fue que no se podía costear los gastos para ello, claro, tomando luego en consideración los costos que han acarreado los arranques de campaña (spot publicitarios, anuncios en web y medios impresos, contratación de asesores extranjeros, encuestas, etc.) pudiendo haberse destinado parte de esos recursos en la aplicación de una selección democrática y genuina, que diera inicio con buen pie la campaña electoral en marcha. En cuanto al PUSV, fue una muestra no sólo al país sino al mundo del carácter democrático y su voluntad de hacer realidad la participación y el protagonismo del pueblo en la elección de sus candidatos.

Por otra parte, la oposición demostró que no solamente carecía de espíritu democrático, sino también de consenso y unidad. La MUD fue una instancia utilitaria que se definió para solamente escoger los candidatos que se disputarían un curul en las elecciones del 26 de septiembre. Se desaprovechó la oportunidad de consolidar una verdadera alternativa al PSUV, buscando equilibrar las relaciones de poder entre gobierno y oposición. Actualmente, solo sirve para la vocería esquizofrénica que dice cuatro cosas de cuando en vez para dejar en claro que existe una unidad, artificial y circunstancial.

Luego de conocerse los candidatos, se desarrollaron las estrategias de campaña. Por parte de ya no la M¿UD? sino de algunos partidos políticos con importantes recursos económicos, me refiero a PJ y a UNT, la estrategia ha sido el atacar al gobierno nacional, a partir del cuestionamiento de los resultados de gestión, claro, sin propuestas claras y concretas. Inicialmente fue el tema de los containers y la comida podrida, muestra fehaciente e inocultable de la poca capacidad que el gobierno nacional tuvo para planificar de forma coherente y sistemática el tema de la seguridad alimentaria, y de los grupos corruptos que minan el provenir de la revolución.

Sin embargo, uno de los aspectos incuestionables del gobierno nacional, justamente ha sido el impacto de las misiones, sobre todo aquellas que están destinadas al tema de la salud, que aún cuando se reconocen sus fallas, las mismas no llegan a opacar su impacto. No cuestiono que fue una inteligente forma de resaltar las fallas del gobierno nacional, pero su insistencia en vez de generar un impacto contundente en el elector, más bien generó una imagen de “salvavidas” para la oposición, en cuanto a la imposibilidad de encontrar otros argumentos a parte del caso PUDREVAL. Incluso, se llegó a diseñar un spot en donde de los container salían otros temas asociados a las fallas de la gestión del gobierno. Tamaño error.

Luego, de una forma vulgar y pornográfica se intentó colocar en el tapete el tema de la inseguridad, con la famosa portada de El Nacional, que incluso no pudo ser mostrada por la cadena de noticias CNN, por la posibilidad de ser perturbadora para los televidentes, pero aduciendo que en Venezuela se irrespetaba la libertad de prensa por no permitir que fuese portada en un diario de circulación nacional. Una incongruencia total. Lo cierto es que a pesar de la forma torpe e irrespetuosa como se quiso colocar el tema de la inseguridad, fue el “tema” de la campaña, tanto así que no había otra cosa de que hablar por parte de los voceros de algunos partidos de oposición. Claro, sin plantear propuestas para afrontarla, pues quedaría en entredicho su vocación de respeto a los derechos humanos, el plantear que su propuesta es la reactivación de grupos pantaneros y de exterminio propios del diseño de las policías de gobiernos de derecha, muy al estilo Pratton en Nueva York.

Por su parte el PSUV continuó con dos propuestas centrales: Pueblo Legislador y profundización del Socialismo. En cuanto a la primera está asociada a los planteamientos de la campaña que el presidente emprendió en 1998, materializada en la nueva constitución del 2000, y que ha sido el sustento argumentativo que da soporte a la democracia participativa y protagónica del pueblo. Es la posibilidad de avanzar hacia la consolidación del parlamento comunal, que aunque no se le asocian propuestas concretas de su realización, acentúa la posibilidad de mayor participación y poder a las comunidades organizadas.

La segunda no es otra cosa que seguir avanzando en la acción legislativa actual, sobre todo en lo atiente a la ampliación de la participación popular y desarrollar políticas de inclusión social. Dos elementos que se han asociado al socialismo y que se enraízan en la esperanza de una mayor calidad de vida.

Finalmente el slogan. Si por parte de la oposición te asumió un slogan violento, desafiante y arrogante “pa´ que coja mínimo”, usando una forma despectiva de formularlo, pues se banaliza de forma exagerada el lenguaje, bajo la creencia que así habla el común de la gente, el PSUV ha tomado un slogan positivo que va en sintonía con su estrategia “El pueblo pa´ la Asamblea”. Al analizar el slogan de parte de la oposición se trata de que el Presidente coja mínimo, siendo una campaña para la Asamblea Nacional, se trata de un mensaje que desafía y que denota que se trata de una lucha por el poder político y no una propuesta concreta para el elector. Por parte del PSUV se usa un slogan que se asocia a la propuesta electoral, pues justo lo que se pretende con el pueblo legislador es que el mismo comparta funciones con la Asamblea Nacional.

En términos opositores: un, dos tres, ponchao! ¿Cogieron mínimo? Definitivamente si algo necesita Venezuela aparte de mayor seguridad, mejores vías, menos corrupción, es una oposición que sirva. Definitivamente se quedó en estas elecciones con el container, pero dentro de él.



EN RÀFAGA

Sin tetas no hay paraíso

Definitivamente no pegan una. El PJ para conseguir fondos para su campaña no escogió mejor estrategia que rifar unos implantes mamarios. El eslogan de la campaña para la venta de la rifa es “gánate una mamoplastia de aumento o pónselas a tu pareja”.

--------------------------------------------------------

¿Dónde vota entonces el extranjero, en Baruta o en Cumaná?

El extranjero Marquina tiene todo un rollo en torno a dónde votará el 26 de septiembre. Lo cierto es que en los altos mirandinos no aparece registrado, pues como bien se escribió en esta columna el 05 de mayo de este año, estaba inscrito en Baruta, Parroquia Cafetal, Guardería Vigerli. Mayor torpeza por parte de UNT o AD (creo que es lo mismo) de no cuidar ese detallito…

-------------------------------------------------------

Esa redoma es de 100 pts.

Quisiera aprovechar la oportunidad de felicitar al alcalde Mendoza por la redoma que se construyó al final de la bajada del tambor, la cual ha desahogado las colas de vehículos que transitan en las horas picos por esa importante vía, como lo es la Av. Bicentenaria y la Pedro Ruso Ferrer en sentido Los Teques. 100 puntos!

--------------------------------------------------------

Felicitaciones por su Aniversario al Diario la Región

Felicidades al Diario La Región por su vigésimo séptimo aniversario y a todo el equipo que labora para tan noble institución. Los invito a disfrutar de su edición aniversario del 01 de septiembre, el próximo miércoles, con interesantes reportajes y noticias.

lunes, 23 de agosto de 2010

JUGANDO A LA POLÍTICA A TRAVÉS DEL ESCÁNDALO

Lo que sucedió en torno al tema del rotativo El Nacional, es de absoluto y total conocimiento público. Ese era el objetivo. Este periódico jugó un rol importante en la sustitución del tema de los “containers” en el centro del mensaje electoral de la oposición por el de la inseguridad. Hoy, ya pocos voceros opositores hablan del tema de Pudreval, ahora el tema “in” es la inseguridad, que efectivamente en los últimos años ha puesto en jaque al Gobierno Nacional. Sin embargo, ha estado disminuyendo de forma significativa tanto subjetiva como objetivamente, pues se desplazó al menos durante el año pasado y los dos primeros trimestres de este año en los estudios de opinión, como el tema que más afecta a la población, sumado a los logros de los organismos de seguridad que son públicos y forman parte de las noticias diarias. Pero sigue siendo un tema sensible para el ciudadano común, pues aunque se han desarrollado políticas integrales para el combate de sus causas y consecuencias, queda mucho por hacer. Lo interesante es que hasta el momento nuestra torpe oposición no había consolidado una estrategia coherente para explotar los obstáculos que ha encontrado el gobierno para atender eficazmente algunas áreas de política pública.

Pareciera que la oposición ha ordenado su estrategia. Creo que tuvo buen impacto los resultados obtenidos por JJ Rendón en Colombia, luego de voltear las preferencias hacia el actual presidente Santos, quien cuarenta días antes de las elecciones de primera vuelta estaba en desventaja frente a Mockus. Pero son muchas las diferencias entre casos, y creo que aún trayendo al propio Rendón a su tierra natal como asesor -nuevamente, pues estuvo involucrado en la campaña previa al referéndum presidencial del 2004- el triunfo del PSUV en las elecciones del 26 de septiembre es absolutamente inevitable. Y al hablar de oposición, no sólo se hace referencia a asociaciones de carácter electoral, pues a ello se le suman otras instituciones que por su naturaleza se alejan de perseguir –este comentario es muy inocente de mi parte- fines políticos, como los medios de comunicación.

El Nacional es uno de ellos. Su rol dentro del juego actual de la política fue asumir una estrategia clásica de la colocación de temas en la opinión pública: El uso del escándalo social. Se logra a partir de la emergencia de temas que como problemática social se mantienen como potenciales y que sólo a través de situaciones que generan un estupor generalizado en la sociedad, como el caso de los hermanos Faddul (2006), el caso de los rehenes en terrazas del Ávila (1996), el secuestro de Sindoni (2006), entre otros, se colocan como temas de interés social. En el caso de la inseguridad siempre será un tema potencial de escándalo cuando acontezca algo significativo que lo haga emerger. El Nacional asumió nuevamente un rol abiertamente político, tomando parte dentro de los actores que juegan a la política en el plano electoral actual. Y es que no extraña esa actitud, pues son bien sabidos los intereses que persigue este y otros medios de comunicación en el objetivo colectivo por parte de factores de oposición de salir de Chávez, favorablemente para la democracia en esta oportunidad, por la vía electoral.

Pero lo que si extraña y por demás es absolutamente censurable es el exceso en el uso de la pornografía como gancho electoral. Colocar cuerpos sin vida, con rasgos evidentes de haber sido practicada una autopsia, amontonados sobre las mesas quirúrgicas, desnudos y en franca violación de la dignidad de esos seres fallecidos, ya sea en situaciones asociadas directamente a la inseguridad ciudadana, o a hechos fortuitos de otra índole, viola flagrantemente aspectos formales del marco legal venezolano, sobre todo aquellos que protegen a menores de edad de ver este tipo de imágenes. Es condenable y motivo de sanción legal por parte del gobierno venezolano. Ah!, pero es que el gobierno también está jugando el juego electoral.

La reacción inicial, como lo comentó el periodista Noria en VTV, cuyo video rueda por la web, fue apresurada en darle realce a este escándalo, cayendo en el terreno donde la oposición aguardaba pacientemente para continuar con su estrategia. Sin embargo, logró frenar a tiempo la batería de sanciones y actos legales previstos en la Ley, pues afortunadamente se comprendió cuál era la estrategia de la oposición, o sea de El Nacional, lo que no indica que luego de pasar el momento electoral, continúe y culmine. Igualmente, se hizo el trabajo por parte de los opositores, los cuales recolocaron el tema de la inseguridad con fines electorales, y es lo que ha estado actualmente tratándose en prácticamente todos los programas de opinión de los canales televisivos, radiales y artículos de la prensa escrita. Sin embargo, buenas estrategias sin buenos actores no funciona. He ahí el dilema.


EN RÁFAGA



POR AHORA…

Ya las elecciones en Carrizal no son este año, como se tenía previsto inicialmente, así que el Monarca celebrará uno de tantos diciembres más tranquilo y sin preocupaciones. Y si el año que viene el candidato es el que ya había anunciado el PSUV, entonces de ahí lo sacarán luego de entregarle el cargo a su esposa o hija, pues contra un bólido poner a competir a una patineta con una rueda mala, es hacerlo para apostarle al otro. Pero esperemos a que el presidente Chávez visite el municipio a ver que cambios puede dar a esta situación.



---------------------------------

LE BAJARON DOS

A la oposición no le gustó lo que vaticinó Datanalisis en días pasado, que fue noticia en más de un medio privado, donde proyectaba una victoria contundente por parte del PSUV. Para desestimarlo, quisieron aducir que dichos resultados provenían exclusivamente de proyecciones hechas a partir de los resultados de las elecciones de 2008, pero que luego de revisar los resultados de la encuesta ómnibus de julio de este año, efectivamente los estudios de opinión indican que hay un escenario electoral muy favorable para el PSUV. ¿Estará tan corta de contrato esta encuestadora que anda coqueteando con el gobierno?



---------------------------------

POR EL HUECO

La situación en la panamericana como lo decía Alí Primera, parece un cuero seco, si lo pisas por un lado se levanta por el otro, pues la situación se agrabó en el kilómetro 3, con unos huecos realmente dañinos para los vehículos que transitan. Garcés anunció que en 45 días tiene listas las vías principales de Caracas, donde contó a la panamericana, esperemos que no sea para echarle unas pinturitas, y realmente atienda esos puntos donde los huecos están cobrando cauchos, amortiguadores, trenes delanteros, puntas de ejes…



---------------------------------

EL ETERNO HONORIO

El pasado martes, se hizo inmortal Honorio Torrealba quien fuese uno de los mejores comediantes de la televisión venezolana, haciendo de lo cotidiano un motivo de risa. A través de esta columna le hago llegar mi reconocimiento y el abrazo fraterno a todos sus familiares, especialmente a un buen amigo, Honorio Torrealba Jr.

sábado, 14 de agosto de 2010

6 X 6: ESCENARIO EN MIRANDA DE CARA AL 26S

A pocos días de las elecciones parlamentarias, ratifico las proyecciones que hiciera hace más de 4 meses atrás sobre el posible resultado en el Estado Miranda. Como bien sabemos en el estado se elegirán 12 diputados, de los cuales 9 de ellos se escogerán nominalmente y 3 por lista. Los primeros, se harán por nombre y apellido, lo cual comparado con la forma como se elegían los diputados en el extinto Congreso Nacional, es un avance importante para el desarrollo democrático del país. Los segundos, serán electo por listas, o sea por partidos políticos.



Ahora bien, ¿Cómo van las proyecciones de los resultados en Miranda? Esa pregunta se la contesté a Daniel Murolo el 13 de abril de este año, donde acotaba que el resultado más probable era –y aun así lo considero- una distribución equitativa del número de escaños a la Asamblea. El análisis provenía de revisar la distribución de las preferencias electorales en elecciones a gobernadores y alcaldes en Miranda de 2008, así como de un conjunto de variables políticas. De los diputados por lista, es altamente factible que los dos primeros de la lista de oposición entren como diputados –situación que explica porque Borges y Ojeda cedieron sus puestos dentro de la lista a Mendoza- así como el primero de la lista del PSUV. En cuanto a los diputados nominales, el PSUV obtendrá la mayoría, llegando a obtener 5 de los 9 diputados y la oposición 4.



En nuestra localidad que conforma la circunscripción #1, la situación está bastante cerrada, tomando en consideración que ambos candidatos –tanto Marquina como Morales- se encuentran en trabajo de calle, concentrado fundamentalmente en el Municipio Guaicaipuro, donde habitan casi el 70% (más de dos tercios) de los votantes totales de la circunscripción. En los estudios a los que he accedido hay una paridad entre ambos, donde en algunos dan como favorito a Morales y en otros a Marquina. Pero todos coinciden en una cerrada diferencia. En el resto de las circunscripciones, hay un relativo confort por parte de la oposición en las circunscripciones 2, y por parte del PSUV en el resto, con mis reservas de pronóstico en la #1 y 3.



Lo cierto, es que a 42 días la campaña está en pleno desarrollo, con múltiples actores nacionales e internacionales que han tomado parte asumiendo roles a favor o en contra del gobierno, y algunos en contra de la propia democracia. Todo lo que acontece aún cuando se asocia o se pretende asociar directamente al plano electoral, no tiene ese “piquete”, pero impacta. A la campaña en contra de Chávez, y el PSUV, se ha sumado hasta las agencias noticiosas internacionales, las cuales han contribuido con su granito de arena, presentando como única noticia asociada a Venezuela las denuncias realizadas por el gobierno de Uribe frente a la OEA, y próximamente frente a la Corte de la Haya.



Muy a pesar de esta realidad, todos los estudios dan como resultado posible la mayor cantidad de diputados a favor del PSUV, poniendo en juego la meta de obtener las 2/3 del total de escaños.



EN RÁFAGA



¿FUERA EL METRO…?

Las obras del metro están generando inconvenientes a los residentes de la Urbanización Las Minas, pues es en sus cercanías que se desarrollan sendas construcciones. Sin embargo, voceros de la oposición ligados a la gestión de Lozada han lanzado sus críticas, llegando incluso a solicitar la paralización de las obras y el retiro de los proyectos del Metro, aduciendo interrupciones de vías, generación de huecos en vías, etc., pero los habitantes frente a tales críticas, han sacado a relucir las fallas de la gestión de Lozada en materia de recolección de desechos sólidos, los problemas de las vías interurbanas y las aguas negras. Como dice el dicho criollo “el que tiene rabo de paja no se acerca a la candela”.



---------------------------------

EL TIMING POLÍTICO DEL REFERÉNDUM REVOCATORIO

Según lo que he escuchado entre amigos de oposición y gobierno es que al culminar las elecciones del 26 de septiembre va a arreciarse las campañas solicitando el referéndum revocatorio en contra de Lozada y Mendoza, manteniéndose cautos para no desviar y afectar la campaña electoral parlamentaria. Lo cierto es que las solicitudes van.



---------------------------------

LA INDOLENCIA IRRACIONAL DE UN RADICALISMO BÁRBARO

El día jueves se dio a conocer el fallecimiento del diputado Luís Tascon, luego de padecer largamente un cáncer en el colón, que lo alejó del parlamento los últimos dos meses antes de su muerte. Lamentablemente, diversos actores de la política subrepticia radical, han desenfundado sus armas verbales para, sin el mayor respeto a su familia y al momento aciago que atraviesan, esgrimir sin desmedro calificativos groseros para festejar tal situación. Y hablan de derechos humanos, mayor descaro.

lunes, 5 de julio de 2010

SIN SORPRESA EL 26-S

Luego de 12 años de gobierno, el cambio de una constitución que tenía 39 años, un intento fallido de derrocamiento cívico-militar, una oposición desleal, la confrontación con PDVSA (la empresa más importante de Venezuela), la confrontación abierta con los Estados Unidos y sus aliados, medios de comunicación unidos en una línea mediática y 14 procesos electorales, de los cuales resaltan un referéndum revocatorio y la reelección presidencial, no tiene parangón en la historia del mundo. Recientemente se dio a conocer por parte de la encuestadora GIS XXI que el presidente Chávez goza de un 61% de aprobación como mandatario, reportando un incremento con respecto al mes anterior (+3%). A pesar de las fallas en materia de gestión de servicios públicos de este año, y de la radicalización de las políticas dirigidas a garantizar la soberanía alimentaria, y controlar el sistema financiero nacional, la mayoría de la población aprueba la gestión en niveles históricos.

Desconocer esta realidad, sería un esfuerzo perdido, pues las dimensiones de la popularidad de Chávez traspasan las fronteras del pensamiento democrático occidental, inquietando a diversos observadores -cualificados o no- pues no hallan razones para entender esta realidad. Sólo a través de la comprensión de lo que significa para una sociedad fatigada de una democracia que no satisfacía los intereses de los cuidadanos, y lo que ha implicado las políticas de inclusion, participación y reconocimiento de las mayorías, pudiese comprenderse los amplios niveles de popularidad que tiene el presidente Chávez.

Esta popularidad en lo electoral es "transferible", claro con sus exepciones. Para el fin del tercer trimestre del año viene un proceso electoral, donde nuevamente la campaña se ha orientado desde el PSUV como una votacion a favor del Presidente, al menos en gran parte. Las estimaciones para las elecciones parlamentarias del 26 de septiembre, algunas indican que seguirá el PSUV obteniendo la mayoría parlamentaria, cercano a los dos tercios de los curules a elegirse, e incluso algunas otras le otorgan números superiores a los dos tercios, pero ninguna de estas cotempla que obtendrá minoría parlamentaria. Según el estudio citado, para el mes de junio el PSUV podría obtener el 44% de los votos frente a un 20% de la oposicion y 29% aún no tiene claro por quien va a votar.

Este escenario preliminar a tres meses de las elecciones, marca una tendencia claramente desfavorable para la oposición, quien en una suerte de acumulación de errores -muchos de ellos a mi parecer innecesarios, y producto de los enanos intereses de sus líderes-, pueden accionar de manera torpe y desesperada, violentando nuevamente el sistema democrático. Sin embargo, soy de los que apuestan por una sana convivencia democrática en donde gobierno y oposición puedan coexistir en una suerte de equilibrio y contraparte, necesario y conveniente para un buen funcionamiento de los sistemas democráticos.

EN RÁFAGA

Le cantaron strike a la Ley de Arizona
Por la posición absurda de la gobernadora de Arizona Janice Brewer es posible que la realización del juego de las estrellas del beisbol no se realice en este estado como protesta a esta ley absurda y llena de contradicciones. Muros abstractos que se levantan en contra del continente!

Por el hueco se va el tiempo!
Es necesario y perentorio que el Ministerio de Transporte y Comunicaciones de respuesta al problema del Km 0 de la carretera Panamericana, por donde se escapa el tiempo de los que habitamos en los Altos Mirandinos. Prueba de fuego para el investigador Francisco Garcés.

¿Y el candidato?
Me sorprende que a escasos meses de la elección del alcalde en el municipio Carrizal, sólo se conozca a un solo candidato. Los tiempos para darle lidia al Monarca de Carrizal no me cuadran, pues no es fácil desenquistar de los electores carrizaleños la idea de que el único alcalde que puede gobernar el municipio es el actual, quien es el único alcalde que ha gobernado durante tanto tiempo un municipio en Venezuela. Pero me cunde la pregunta de si realmente el PSUV ya escogió su candidato...?