martes, 21 de diciembre de 2010

¡ÁTAME!

La oposición y los medios de comunicación privados, en una suerte de deseo masoquista, han pedido a gritos al gobierno nacional ¡amordázame!, situación que me hizo recordar la trama de la película Átame (1990) de Pedro Almodóvar, donde se plantea una relación obsesiva entre sus personajes. Y la razón, pues es evidente, la necesidad de sentirse atados y tener razones objetivas para poder argumentar que en Venezuela no existe libertad de prensa.

Pareciese absurdo que alguien tomara como válido cuando a través de los medios de comunicación se dice: No hay libertad de expresión, el Gobierno Comunista del Presidente Chávez nos tiene una mordaza en la boca. Hasta el más despistado preguntará, ¿Cómo hablas con una mordaza en la boca y lo expresas ante medios de comunicación que han sido "amordazados" por el gobierno? Lo peor no es el argumento, sino que hay quienes aceptan tal falsedad como cierto: algo así como el ciego que jura haber visto al ladrón que salía de la joyería y su testimonio sea tomado como válido.

Me recuerda mucho a la cubana Yoanis Sánchez que aduce que en Cuba la persiguen sin dejar que acceda por Internet a las redes sociales para mostrar su verdad sobre el régimen cubano a través de twitter, publicando por ese medio diariamente, en un afán por hacerse de fama a expensas de mentiras, con la esperanza de algún día ser apresada por el gobiernos cubano y realmente restringirle el acceso a Internet. Me recuerda también a los asesinos apresados por su participación en la muerte de los manifestantes caídos durante los hechos del 11 y 12 de abril, que denuncia estar incomunicados a través del twitter...

Al menos, hay que cuidar los detalles cuando denuncia de este tipo se hacen. Lo que denotan es un deseo incontenible por ser privados de comunicación para hacerse de motivos y elevar con argumentos reales lo que hoy sostienen con pruebas de papel.

No he estado ni voy a estar a favor del cercenamiento de la libertad de prensa, y mucho menos de la prohibición del ejercicio del periodismo. Por ello critico férreamente el hecho de no poder estar en ruedas de prensa los medios privados, lo que por demás constituye una falla estratégica comunicacional enorme por parte del gobierno. Me opuse a los sensores que uso Carlos Andrés Pérez II a los medios impresos en 1992, me opuse al cierre de 48 horas aplicado a RCTV durante el gobierno de Caldera II, pero también me opongo al libertinaje de prensa y a la irresponsabilidad de los medios que cumplen el rol de difusores de la opinión.

Informar, es una actividad que roza los límites de la intervención social, en la medida en que se construyen matrices de opinión, y en una suerte de relación bidireccional entre el usuario o lector de medios y los propios medios se crean percepciones que matizan la realidad. Por lo importante de la función que cumplen, y por el riesgo de manejarlo de forma inadecuada, es fundamental que el Estado en su rol de creador de instituciones que orientan la vida social, diseñe, aplique y vele por el cumplimiento de un conjunto de reglas que garanticen el uso responsable de los medios de comunicación, donde la internet es parte de ellos.

Actualmente existen normas que regulan la materia comunicacional, como siempre ha existido en nuestra historia democrática contemporánea, pero al expandirse los medios de comunicación hacia otros espacios no contemplados por el avanzar de la tecnología, es importante que las instituciones se adapten a esta nueva realidad. ¿Quién duda de la eficacia comunicacional a través del internet? El último dato de CONATEL fue que en Venezuela existen 9.300.000 usuarios que acceden a internet, los cuales pueden hallar un sinfín de información, de la más variada y amplia temática. Sin embargo, el Estado venezolano no posee instrumentos jurídicos que regulen el uso de este servicio que día a día aumenta en usuarios. Y usted se preguntará ¿Por qué regularlo? Yo le respondería: observe los comentarios de las noticias y el tipo de noticias que publican www.noticias24.com y www.lapatilla.com y encontrará parte de las respuestas. No se trata de censurar este tipo de páginas, sino de hacer que la función de informar vía web se haga de una forma responsable. O al menos así yo lo entiendo de la propuesta de reforma a la cual accedí.

Quien haya tenido la oportunidad de revisarlas, han podido evidenciar la forma vulgar e indecorosa como las personas hacen comentarios de cualquier noticia, independiente del tipo que sea, expresándose de una manera reprochable moralmente, escudándose en falsos nombres o en nick's anónimos, despotricando en contra de la dignidad humana. Es una especie de red de comentarios donde quien desee sacar a relucir su más sórdido lado humano, y exponer en su máxima expresión las más vulgares miserias humanas, puede hacerlo sin menoscabo de la responsabilidad que ello acarrea. ¿Y frente a ello qué? ¿Quién se hace responsable de difundir y expresar mensajes ofensivos? Hasta el momento no he leído una crítica sensata sobre las modificaciones a la Ley Resorte. La rechazan o aprueban plenamente, no hay cabida a términos medios.

Pero a pesar de ello, opositores en una suerte de return de los argumentos rancios contra la Ley RESORTE antes de su promulgación en 2004, no han generado nuevas dinámicas para discutir los aspectos centrales de la Ley, así como los mecanismos a través del cual se elaboró. No con ello indico que la Ley no tiene elementos poco claros, o que el mecanismo de su elaboración diste de un ejercicio participativo, pero no por ello voy a utilizar un calificativo tan absurdo y propio de la idiotez opositora como lo es la mordaza. Todo, incluso las leyes tiene sus aspectos negativos y positivos, lo importante es balancear, discutir concienzudamente, y luego accionar.

Si en ella se protegen a los niños y adolescentes frente a mensajes ofensivos, pornográfico, violentos, ¿Dónde está los que otrora pedían con su eslogan "con mis hijos no te metas" defendiendo la protección que la ley hace hacia este sector vulnerable? Pero por otra parte, ¿Dónde están los que entienden que esto es así manifestando públicamente su apoyo a la Ley Resorte?

¿Dónde están los actores y actrices que ven en la Ley sus derechos reivindicados, cuando se estipula que los medios de comunicación radiales y televisivos deben transmitir un 50% de las novelas y radionovelas de producción nacional? ¿Y dónde están los actores y actrices defendiendo la Ley, encabezados por Joselo, Simón Pestana, Fernando Carrillo, Roberto Moll, Mimi Lazo, Rudy Rodríguez, y los que se han mostrado absolutamente adversos al gobierno pero que ven en la propuesta una reivindicación sensata a sus derechos? ¿Cuántos jóvenes talentosos han tenido que irse del país porque como actores no consiguen papeles, pues para las televisoras es más rentable comprar enlatados que producir con talento nacional.

Otra pregunta que me ronda, es si estos sectores fueron ampliamente consultados, y si esta propuesta surgió del seno de los "afectados" y "beneficiados" por la Ley. Este tipo de prácticas participativas permiten revestir los instrumentos legislativos de legitimidad, aspecto relegado curiosamente en una democracia con apellidos como participativa y protagónica. No critico en general la propuesta pero si su falta de socialización.


EN RÁFAGA

La Asamblea Nacional está aprovechando hasta los segundos, para avanzar en materia legislativa lo que no pudo hacer durante los 6 años en ejercicio, pues saben que a partir del 2011, este proceso de bloqueo legislativo mutuo y el extremo uso del parlamentarismo de micrófono, no va a permitir generar mayores iniciativas legislativas. Sin embargo, como siempre me dice mi madre, del apuro lo que queda es el cansancio y a veces lo errores… Esperemos que en este apuro quede solamente el cansancio, y no, como lo he venido analizando, una institucionalidad pública bastante distinta y cambiada en una semana.

Con la nueva Ley de regulación de los períodos constitucionales y legales de los Poderes Públicos Estadales y Municipales, a mi parecer está claro que no hay elecciones a concejales y juntas parroquiales, y de hacerlas sería para cubrir un período de dos años, contando que se realicen el año que viene, lo cual creo sería innecesario, luego de conocerse esta Ley, aprobada el día 15 de diciembre en primera discusión. Pero otro impacto de la Ley pudiese ser que el período constitucional de los electos el 5 de diciembre, en el cual se encuentra el Alcalde de Carrizal incurso, pudiese recortarse a dos años, siendo las elecciones en el 2012… A la expectativa con las disposiciones transitorias de la Ley.

Falleció el Dr. Rafael Fernández Heres el miércoles 15 de diciembre, hecho que lamento profundamente, pues se va un gran pensador del siglo XX, con una extendida y densa obra en materia de educación. Su legado queda entre nosotros, así como sus tantos aportes a la vida republicana de nuestro país. En vida, contribuyó decisivamente con mi formación profesional y espiritual, incluso puedo decir, que esta columna lleva el nombre de “por la calle del medio” gracias a ese consejo que en vida siempre me repetía: “el mayor logro de un ser humano dedicado a la política, es caminar por la calle del medio sin tener que bajar la mirada”. Él físicamente se fue de entre nosotros logrando caminar siempre por la calle del medio sin bajar la mirada, con su moral intacta, la que mantuvo siendo Ministro de Educación en el gobierno de Luis Herrera, Presidente de la Academia de la Historia, Rector de la Universidad José María Vargas, y Presidente del Consejo Directivo de la Universidad Nacional Abierta. Es un ejemplo a emular, y desde este espacio vaya mi reconocimiento por su dedicación inquebrantable a la investigación, a la docencia universitaria y a la gestión de políticas educativas. Adiós profe.

1 comentario:

José Gabriel Acosta dijo...

@farith15 Felicitaciones por su artículo, excelente capacidad analítica y argumentativa......esa es la verdadera formación y contribución del politólogo dentro de su universo de análisis y comprensión........Gracias!!!!